Defenderé la autonomía judicial, pero respetaré la decisión de la Corte: Pérez Juárez

Como parte de su compromiso para defender la autonomía del Poder Judicial, el presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJCDMX), Álvaro Augusto Pérez Juárez, continuará con la controversia que presentaron magistrados del Pleno del órgano judicial ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en contra de dos artículos de la Constitución de la Ciudad de México.

Explicó que la controversia se inició al considerar una invasión de otro Poder, afectando la autonomía e independencia del Poder Judicial, por lo que es necesario clarificar la Constitución.

Entrevistado al término de la firma de un convenio de colaboración con el Ministerio Público de la Defensa del Poder Judicial de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, dejó en claro que el hecho de que se acuda a los mecanismos procesales constitucionales para clarificar estos aspectos de la Carta Magna capitalina no aplica, bajo ninguna circunstancia, que se esté en contra de la Constitución.

Refirió que la controversia presentada está en conocimiento de la SCJN y afirmó que “seremos muy respetuosos de la determinación que tome” el máximo órgano judicial del país.

Pérez Juárez reconoció los esfuerzos del jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, por el gran avance e impulso que se dio con la conformación de la Constitución capitalina, pero consideró que, como cada obra,  es perfectible.

Insistió en que “mi único compromiso e ideología es velar por esa independencia para beneficio de quienes acuden a depositar su confianza en la resolución de sus controversias”.

Cuestionado sobre la justicia laboral, dijo que están muy atentos a cómo quedará legislativamente el tema, para tomar las determinaciones que mejor convengan para la implementación de este “gran reto”.

Mencionó que absorber los juicios laborales requiere de gastos tendrán que absorberse de la mejor manera posible y que las instancias involucradas deberán aportar los recursos necesarios.

Ello, explicó, porque no es sólo cuestión de espacios y edificios, sino también de capital humano, que “lo más importante”.

Dijo que no hay fechas para la aplicación de la orialidad en los temas laborales ya que depende de cómo transite la reforma, jurídicamente hablando, cuántos casos deberán resolver las autoridades que ya los conocen, si se inicia un nuevo sistema o se inicia un sistema híbrido.

“El sistema de transición es variable, vamos a tener que esperar a que se clarifiquen los aspectos procedimentales respectivos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *