Los clásicos se juegan a morir

EDSON Y EL DUELO AMÉRICA-PUMAS

El canterano de Águilas confía en ganar para mantenerse en camino de calificación

Cuando habla de que los clásicos entre América y Pumas son a muerte, Edson Álvarez no lo dice de dientes para afuera, pues desde que se enroló a las fuerzas básicas ha sentido como crece y se fortalece esa rivalidad deportiva entre dos de los equipos grandes de México.

“Es un orgullo, ya tuve la oportunidad de jugar el clásico contra Chivas y éste no va a ser la excepción. Los clásicos se juegan a morir, se juegan a muerte desde el primer minuto”, puntualizó Álvarez.

Y es que no hay duda para el juvenil zaguero americanista de que estos partidos son diferentes.

“Hay veces que no sólo se gana con jugar bonito o jugar bien, se gana con actitud que demuestres dentro de la cancha y para mí como canterano siempre desde categorías inferiores se desarrolla esa rivalidad y ahora en el primer equipo se me hace muy motivante”.

A Edson le hubiera gustado que fuera de otra manera, pero es consciente de que debe tomar su rol en la zaga central del América, a las bajas por castigo de Pablo Aguilar y la de Paolo Goltz por lesión.

“Siempre será complicado la baja de dos compañeros y lo tomó como otro reto en mi carrera y poder compartir con Bruno y me llena de responsabilidad y estoy contento por esto”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *