México no crecerá en 2017 más de 2.0

Este martes, el Banco Mundial consideró que la turbulencia financiera que México ha enfrentado en los últimos seis meses, derivada de choques externos, ha quedado atrás, por lo que el Gobierno Mexicano podrá normalizar sus políticas monetarias y mejorar su crecimiento en el corto plazo.

Señaló que nuestro país podrá retornar a una normalización de la política monetaria, pero con la ayuda de las reformas fiscales y estructurales para que la economía crezca más.

El economista en jefe del Banco para América Latina y el Caribe, Carlos Végh, indicó en Washington, Estados Unidos, que las tasas de crecimiento que México ha venido registrando en años recientes se han ubicado por debajo de las proyecciones que se hicieron a partir de las reformas estructurales que ha implementado en los últimos cuatro años.

En meses recientes, las autoridades han tenido que mantener una política monetaria pro-cíclica de tasas altas para defender el peso, pero a decir del economista, “México parece haber dejado atrás la etapa más difícil”.

Cabe señalar que ayer mismo, también el Fondo Monetario Internacional (FMI), consideró que México crecerá este año a una tasa de 1.7 por ciento y de 2.0 por ciento en 2018, ligeramente por debajo de las proyecciones que se dieron a conocer en octubre pasado.

En su reporte Proyecciones Económicas Mundiales (WEO), la institución multilateral al igual que el Banco Mundial, consideró que la implementación en México de las reformas estructurales en los sectores energético, laboral, de telecomunicaciones y financiero, estimularán el crecimiento alrededor de medio punto porcentual a mediano plazo.

En Washington, donde se presentó el documento en anticipación de la reunión anual de primavera del FMI y el Banco Mundial, el FMI proyectó una expansión de dos por ciento para 2018.
Las estimaciones contenidas en el nuevo reporte se mantuvieron sin cambios respecto de una actualización del documento Proyecciones Económicas Mundiales (WEO, por sus siglas en inglés) dado a conocer en enero pasado.

En México, la presidenta nacional del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), Adriana Berrocal González, dio a conocer que el organismo subió su expectativa de crecimiento para este año, a 1.55 por ciento desde el 1.40 por ciento calculado el pasado mes, lo que implica su primera revisión al alza desde enero de 2014.

Explicó que este ajuste al alza obedece a que hay una mejoría de expectativas a nivel interno, sobre todo por el buen desempeño del consumo interno y la creación de empleos, pero también porque “ya se están echando a andar” algunos proyectos de inversión.

Indicó que ha comenzado a disiparse la incertidumbre sobre las amenazas hacia México que hizo durante su campaña el ahora presidente de Estados Unidos, Donald Trump y eso ha llevado a que la mayoría de las inversiones hacia el país se reubiquen de manera “silenciosa”.

Berrocal González comentó que para evitar alguna represalia del gobierno estadounidense, los inversionistas internacionales han cambiado el modo de hacer públicos sus proyectos en México y por ello invierten en diferentes destinos.

Argumentó que si bien hay señales que apuntan a una mejoría en las expectativas de la economía mexicana este año y no se ven riesgos internos adicionales, el crecimiento se mantiene por debajo de su promedio histórico de 2.0 por ciento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *