¡Se acaba su carrera!

Por reglamento, Márquez sería desafiliado del futbol

La acusación de nexos con el narco que pesa sobre él, aceleraría su adiós

Rafael Márquez enfrenta el partido más difícil de su vida… La noticia que dio el Departamento del Tesoro de Estados Unidos al vincular con el narco al defensa del Atlas y de la Selección Nacional, causó incredulidad y conmoción en el medio futbolístico.

El señalamiento de que es investigado por las autoridades estadounidenses por ser supuesto prestanombres del narcotraficante Raúl Flores Hernández, lo pone en tres y dos, como se dice vulgarmente, porque en esos temas, la autoridad del país vecino no suele equivocarse y menos luego de tanto tiempo que -como dicen- siguen la línea de investigación.

El líder moral del jugador mexicano, el estandarte del tricolor de pronto se ve envuelto en un problema de dimensiones mayúsculas, que amenaza con ponerle final a su brillante carrera, pero un oscuro final.

Porque este problema legal no sólo afecta su imagen íntegra dentro y fuera de las canchas, aceleraría su adiós del futbol, de a cuerdo al reglamento de la Federación Mexicana de Futbol.

 

QUÉ DICE EL REGLAMENTO

El Reglamento de ‘Afiliación, Nombre y Sede’, de la Femexfut, en su capítulo III, inciso D, del apartado de afiliación con vigencia a partir del 2013, es claro y de comprobarse las acusaciones, Márquez Álvarez sería desafiliado, perdería su registro como integrante del organismo vía el Club Atlas.

 

El documento dice:

“Las personas físicas que soliciten la afiliación a la FMF deberán cumplir con los siguientes requisitos:

  1. Solicitud de registro, por conducto del Club, Comisión u organismo al que vayan a pertenecer.
  2. Acreditar con documentación idónea, la solvencia moral y económica de los Directivos.
  3. No ejercer actividades de prensa escrita, radio o televisión, o cualquier otro medio de comunicación.
  4. No ser parte ni haber participado en negocios de dudosa reputación o en conductas delictivas, a juicio del Comité Ejecutivo.
  5. No estar inhabilitado para ejercer el comercio.
  6. No ser promotor o Agente de Jugadores u Organizador de Partidos, y en su caso, haber dejado de serlo cuando menos un año antes a su nombramiento como Directivo.

Bajo esas reglas, Márquez quedaría fuera del futbol, aunque en tanto no se esclarezca su situación legal, la Federación no puede proceder.

Aunque hoy la preocupación y ocupación de Rafa serán demostrar su inocencia, más allá del futbolista está la persona y debe hacerlo por él y por su familia.

No es tiempo de hacer juicios, su fortuna tiene de origen el futbol, de eso no hay duda, porque su militancia en el Mónaco, en el Barcelona, con los Red Bulls de Nueva York, León, Fiorentina y Atlas, lo sustentan, aunque hoy este escándalo   lo pone en ojo del huracán y su brillante carrera podría tener un amargo fin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *