A 22 años de distancia, aún busca Acteal justicia

Piden reparación del daño y combate a la impunidad

Representantes de sobrevivientes y familiares de víctimas fatales de la masacre de Acteal, ocurrida el 22 de diciembre de 1997 en el sureño estado mexicano de Chiapas, informaron este jueves que buscan un acuerdo de solución amistosa con el gobierno mexicano.

“En 2015 el Estado mexicano propuso resolver el caso mediante un acuerdo de solución amistosa pero esta representación no aceptó”, recordó el vocero del Concejo de la organización de la Sociedad Civil “Las Abejas”, Patrocinio Hernández Gómez, en conferencia de prensa en esta capital.

Entonces se pidió continuar el trámite del caso hasta el informe de fondo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que no ha sido emitido. “Nosotros pensamos que cuando la justicia es tardía, ya no es justicia”, comentó.

Señaló que dado que este informe no se ha hecho por la CIDH y tomando en cuenta que algunos de los sobrevivientes han ido falleciendo “tomamos la decisión que buscar la solución amistosa”.

El vocero dijo que se verá la viabilidad del caso con la actual administración del presidente Andrés Manuel López Obrador “y si existe esa posibilidad, de llegar a un acuerdo (de solución amistosa), lo haremos pero siempre y cuando haya verdad y justicia y que se reconozcan todos los hechos que han presentado”.

Además de un posible acuerdo de solución amistosa, los afectados buscan acceso a la justicia, reparación del daño y combatir la impunidad, indicó.

Entre sus exigencias, pretenden que se reconozca que la masacre fue derivada de una estrategia del Gobierno de México para desarticular al Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) levantado en armas en 1994, y que las personas que la ejecutaron fueron entrenadas por el Ejercito mexicano.

Hernández Gómez adelantó que este viernes se reunirán en la Secretaría de Gobernación con el titular de la Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas.

“Vamos a revisar que avances hay en el caso porque llevamos ocho meses, casi nueve de este nuevo gobierno y solamente se han dado reuniones y no podemos a esperar a que pase más tiempo porque las víctimas no pueden esperar, necesitan atención médica integral”, apuntó.

En la última reunión que sostuvieron con la Unidad para la Defensa de los Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, el 26 de junio, les informaron que su propuesta “ya estaba en manos del equipo de la presidencia de México y estaban valorando”.

El 22 de diciembre de 1997 un grupo de indígenas que oraba en la comunidad de Acteal fue atacado por presuntos paramilitares, también indígenas, que acabaron con la vida de 45 tzotziles de la comunidad de Las Abejas -21 mujeres, 4 de ellas embarazadas, 15 niños y 9 ancianos.

Decenas de sospechosos fueron arrestados en agosto de 2006 y condenados a penas de hasta 25 años de cárcel en 2007 por un juez federal. (EFE)