Adán Augusto, otro morenista de corazón priista;  acorralan al INE

-No sudo calenturas ajenas.

Así, como un priista de cepa, de la vieja y alta escuela, contestó ayer Adán Augusto López Hernández, la pregunta en torno a su eventual candidatura presidencial en 2024 por Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

El ex secretario genera ldel Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Tabasco, coordinador de campaña de Manuel Andrade Díaz, El Gordo Andrade, al inicio de la década del 2 mil, maneja el discurso político a la perfección.

Por eso la trillada frase utilizada ayer llama la atención y lo describe tal cual como un morenista de corazón priísta.

El segundo López que dirige la conferencia matutina en Palacio Nacional –en lugar del primero, por estar contagiado de Covid-19- cumplió a la perfección la suplencia de su compa, de su amigo, de su hermano tabasqueño.

No es ningún improvisado.

Él sí estudió, no como Javier May Rodríguez, quien dejó la Secretaría de Bienestar para ser director del Fondo Nacional de Fomento Turístico (Fonatur), en lugar de Rogelio Jiménez Pons, y hacerse cargo del Tren Maya, acaso el proyecto más emblemático del gobierno lopezobradorista, sin haber terminado ni la preparatoria.

Ya lo dijo Adán Augusto:

-No se necesita ser ingeniero para coordinar los trabajos del Tren Maya. Se necesita ser honesto.

Yo añadiría:

-No se necesita ser ingeniero para coordinar los trabajos del Tren Maya… se necesita ser amigo de Andrés Manuel y ser de Tabasco, su tierra.

López Hernández sabe perfectamente que difícilmente volverá a tener una oportunidad como la que el desarrollo del sexenio y la realidad política que vive el país le han configurado.

Cierto que Andrés Manuel se ha decantado ya por Claudia Sheinbaum Pardo como la candidata, como la elegida de los dioses para representar a la Cuarta Transformación en las urnas, dejando, incluso, abajo a Marcelo Ebrard Casaubon, el presunto bueno para la presidencial, pero  no puede descartarse así, a priori, como dicen en la cátedra universitaria, al ex gobernador de Tabasco.

 

-¡Alvarez Buyllá, la ciencia no es tuya!

Esa es la consigna de los estudiantes y profesores del CIDE que marcharon ayer hasta la sede del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) que tenía programada una sesión para modificar los estatutos de la escuela y poder intervenir, manipular y mangonear, al consejo y decidir qiuén y por qué puede ser director.

A las 9 de la mañana, la sesión para permitir a María Elena Álvarez- Buyllá para designar a quien se le antoje, restaba facultades al consejo académico para la designación o ratificación del director o directora.

 

Batean a Raciel

El que anda desesperado en busca de hueso es Raciel Pérez Cruz, alcalde de Tlalnepantla, Estado de México, por Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

Cuentan los chismosos –que nunca faltan y, mejor dicho, siempre sobran- que desde noviembre de 2021 en al menos cuatro ocasiones ha buscado a Claudia Sheinbaum Pardo, mandataria capitalina y corcholata mayor rumbo a 2024, según Andrés Manuel López Obrador, para presentarle un proyecto “visionario”.

El alcalde que salió por la puerta de atrás, luego de la paliza que le propinara la alianza Va por el Estado de México a Morena el año pasado y que provocó la escasez de agua en la mayor parte del municipio, pretende impulsar a Fernando Vilchis, alcalde reelecto de Ecatepec, para gobernador mexiquense.

La oferta no termina ahí.

Quiere impulsar la candidatura presidencial de Sheinbaum Pardo en primera instancia, dice, y la de Vilchis, de paso.

Pérez Cruz también pretende convencer a los regidores de su partido en Tlalnepantla para trabajar juntos en el proyecto.

Sueños guajiros.

 

Vámonos:

La presión al Instituto Nacional Electoral (INE) no cesa. Cierto, Córdova y Murayama no son unos dulces pero acorralarles así, como vulgares delincuentes, no es correcto.

albermontmex@yahoo.es                 @albermontmex