AMLO debe enviar una tarjeta navideña a Trump; Olga defiende al embajador: fue sin querer queriendo

Andrés Manuel López Obrador debería enviar una tarjeta navideña a Donald Trump.

El republicano le regaló un cierre de año que no tuvo ni Obama.

Se lo dije en la entrega de ayer: consiguió el T-MEC, se ha deshecho de Felipe Calderón Hinojosa y el PAN y le sobran argumentos para sepultar la guerra contra el narcotráfico y el crimen.

Abrazos, no balazos.

Y colmilludo, ayer se mostró benévolo en su conferencia en Palacio.

Asegura que no se aprovechará la acusación y detención de Genaro García Luna, secretario de Seguridad Pública del sexenio de Calderón y cerebro de la guerra contra el narcotráfico, para acusar a éste o para atacarlo, pese al daño que le hizo a él y, principalmente, al país.

Trump le sirvió en bandeja de plata el plato fuerte para que lo disfrutara.

Andrés Manuel lo sabe.

Se muestra generoso y, porque es lo políticamente correcto, hasta dice que debe esperarse el avance de las investigaciones a García Luna.

¡Ah, pero, insisto, como veterano, advierte que si resultara alguna acusación con pruebas en contra del ex presidente, no lo defenderán!

-Yo no quiero que se piense que nosotros estamos aprovechando esta circunstancia para atacar al ex presidente Calderón, aún con todo el daño que nos hizo no sólo a mí, al país. Todo esto comenzó con el fraude electoral.

Lo cierto es que es una derrota al régimen autoritario,  corrupto.

Si hay implicación, nosotros no lo defenderemos, porque seríamos cómplices.

Cuestionado, niega que la visita de la semana pasada de William Barr, fiscal general de Estados Unidos, haya sido para cerrar un acuerdo en torno a la no clasificación de los cárteles mexicanos como terroristas, a la captura de García Luna y a la consecución del T-MEC.

Alfonso Durazo Montaño, secretario de Seguridad, se tiró a matar:

-Hay quienes volteaban con aguerrida nostalgia hacia la ‘estrategia’ de seguridad del pasado; la detención de hoy la ha reducido a la trágica protección oficial del gobierno de Calderón al Cártel de Sinaloa. Este hecho refleja por sí solo el desastre que heredamos en esta materia, tuiteó.

Durazo Montaño olvida, o quiere olvidar, que él sirvió a Vicente Fox como secretario particular y vocero y que García Luna fue impulsado desde ese sexenio como director de la Agencia Federal de Investigación (AFI) y que, desde entonces, ya se le señalaba de tener ligas con el narco.

Santiago Nieto Castillo, titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), dijo que se han congelado ya cuentas bancarias de seis personas físicas y cinco personas morales, incluyendo familiares de García Luna.

 

Fue sin querer queriendo

Está echada a andar la maquinaria para defender al embajador de México en Argentina, Oscar Ricardo Valero Recio Becerra.

Primero Andrés Manuel López Obrador calificó de error el presunto robo de un libro en una librería de Buenos Aires, y destacó su historia limpia y honorable como diplomático y político de carrera, cercano a Porfirio Muñoz Ledo.

Ayer, Olga Sánchez Cordero, secretaria de Gobernación, aseguró que tiene serias duras de si por un libro de 200 pesos –esto lo digo yo– pondría en riesgo toda su carrera y prestigio.

La ministra en retiro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) regresó de Argentina a donde acudió a la asunción de Alberto Fernández como presidente, y el experimentado funcionario volvió con ella a México en el mismo vuelo.

Narra la funcionaria que don Ricardo niega haber querido robar el ejemplar de Giacomo Casanova y que podría haber sido  por un despiste.

-Dice que compró algunos cassettes; perdón, ya ni existen, ¿verdad?… discos y que olvidó pagar el texto.

Es como alguien que pueda estar tomando un yogurt en el super y, luego, ¡aquí está!

Sánchez Cordero la neta se vuela la barda con su versión.

¿Entonces se puede robar aunque sea poquito?

Robo es robo aquí y en Argentina.

-Yo, con todo respeto, daría la presunción de inocencia y que él se defendiera, ordenó… perdón, sugirió.

El Comité de Etica de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) se reunirá para analizar el caso y decidir si el diplomático es sancionado.

¿Cómo es posible que una experta en derecho y en leyes justifique o trate de justificar lo que según el video conocido parece ser un robo?

De un libro, de un disco, de un chicle, lo que sea. Y más tratándose de un servidor público, representante del Estado mexicano.

No, señora Sánchez Cordero.

No, Andrés Manuel.

Si el señor robó, debe pagar las consecuencias.

Y éstas son el cese, además de la condena social, acaso más dolorosa.

De lo contrario, el mensaje será absolutamente contrario y contradictorio con los principios de la 4T: no mentir, no robar y no traicionar al pueblo.

 

Vámonos: Que se barre la casa, dice Arturo Zaldívar, que hay nepotismo y que se irán los jueces corruptos.

¿Le creemos?

 

albermontmex@yahoo.es                         @albermontmex