Cancelación de NAIM afectó industria de la construcción

Revela informe de Banxico

Precisa que el desabasto de combustible no incidió en precios de bienes

La actividad económica en el país mostró una desaceleración en la mayoría de las regiones del país durante el cuarto trimestre de 2018, lo que no se descarta que continúe durante este año, advirtió el Banco de México (Banxico).

Asimismo, indicó que el sector empresarial señaló que la inseguridad podría disminuir la actividad económica regional, aunado al incremento de precios de insumos y materias primas, por la incertidumbre en temas como la situación económica interna, la política y la corrupción.

Observó que la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) tuvo un efecto en la actividad productiva en el último tramo del año anterior, pero se estima que el impacto será temporal y se habrá disipado al concluir 2019.

El director general de Investigación Económica del instituto central, Daniel Chiquiar Cikurel, afirmó que la decisión presidencial en diciembre pasado, “sí tuvo un efecto en la actividad productiva y eso no está muy difícil de ver al notar que hubo una caída en la producción directamente asociada con ese proyecto. Hay datos de la industria de la construcción que soportan la idea de que hubo una caída en la producción de esa industria”.

Durante la presentación del Reporte sobre las Economías Regionales octubre-diciembre 2018, consideró que “es un elemento temporal –la cancelación del NAIM-, que sí afectó el nivel de actividad de la industria de la construcción a finales del año pasado, pero posiblemente un efecto a principio de año más difícil de identificar y hacia adelante ya dependerá de la reasignación de recursos que se lleve a cabo hacia otras obras en el país”.

Por otro lado, comentó que el reporte del Banxico observó que al cierre del cuarto trimestre la región sur se registró una contracción y en las regiones norte y centro norte un estancamiento.

Esto, por una caída de la mayoría de los sectores considerados, excepto el turismo que presentó cierta recuperación luego de haber mostrado debilidad en el trimestre previo y, en el norte, en el sector agropecuario y la minería.

La zona centro y norte del país también se vio afectada por el problema de abasto de combustibles, a finales de diciembre y en enero pasado.

Buena parte de los empresarios entrevistados señalaron haber tenido algún tipo de afectación en la actividad, pero más 95 por ciento aseguró que no hubo afectaciones en los precios de la venta de sus bienes.

Confían en que habrá una expansión en sus niveles de actividad, tanto en el sector manufacturero y no manufacturero, así como un crecimiento en la demanda, debido a que en todas las regiones de México se espera una mayor creación de empleo, así como un aumento en el acervo de capital físico.

 

Expectativas débiles

Se indicó que los directivos entrevistados por el Banxico en todas las regiones del país anticipan un aumento en la demanda por sus bienes y servicios, pero sus expectativas son más débiles que las observadas el trimestre previo, con excepción del centro norte, donde se fortaleció.

Consideraron que los mayores riesgos para la actividad económica regional se relacionan con un deterioro en la inseguridad pública, aunque en ese momento no se tenía conocimiento aun, de las acciones del Gobierno federal al respecto, aunque es un tema que, consideró, requiere de tiempo para corregirse.

Los empresarios también externaron su preocupación por posibles nuevos episodios de desabasto de combustibles, o que se prolongara el que se experimentaba en ese momento, o que continuara o se replicaran bloqueos a las vías férreas, como el que se tenía en Michoacán.

Asimismo, no dejaron de señalar su temor porque se mantenga o incremente el nivel de incertidumbre sobre las políticas públicas de la nueva administración, lo cual podría disminuir los niveles de inversión respecto a lo esperado.

Chiquiar Cikurel señaló que los empresarios de la región sur del país mencionaron que el Tren Maya es un factor que puede ayudar a fortalecer la actividad económica en la zona y considera que el impulso a Petróleos Mexicanos (Pemex) también puede ser un factor favorable.

“En la medida que se logre realmente impulsar de una mejor manera la actividad de Pemex, que yo creo que está en el punto número uno de las prioridades que se tienen ahorita, yo creo que eso puede contribuir a que el sur logre un mejor desempeño hacia adelante”, señaló.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *