Caso en Banxico enciende alarma y AMLO reducirá contacto; cita urgente al gabinete

El Banco de México (Banxico) informó ayer que uno de sus funcionarios dio positivo para Covid-19.

Y aunque no se reveló el nombre, se sabe que es Miguel Angel Díaz Díaz, director del Sistema de Pagos e Infraestructura de Mercado.

De inmediato se encendieron las luces de alerta en Palacio Nacional.

El directivo asistió a la convención bancaria de Acapulco, Guerrero, el fin de semana pasado, donde estuvieron su jefe, Alejandro Díaz de León; Arturo Herrera, secretario de Hacienda y Crédito Público; y Andrés Manuel López Obrador.

Y ya están aislados y se les da seguimiento, aunque, según boletín oficial, los meros jefazos no han presentado síntomas.

El fin de semana se supo, justo cuando se realizaba la cumbre de los hombres del billete, que Jaime Ruiz Sacristán, presidente de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), está contaminado, aunque no acudió.

Y luego, que José Kuri Harfusch, primo de Carlos Slim y al que se mató y revivió, viajó con él.

Arturo Elías Ayub, yerno de Slim, tuiteó que tiene al menos dieciocho conocidos contagiados “así que deben ser más”.

El caso se conoce justo cuando Andrés Manuel anunció que sí modificará sus giras y su contacto con el pueblo bueno, para que no digan los adversarios que no pone el ejemplo.

Y un día después de que el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, dijera que su jefe, López Obrador, tiene una fuerza moral, que no fuerza de contagio, que le hace casi inmune.

Ayer, después de grillar, pidió que no lo metan a la política, porque no es lo suyo, y que se le vea sólo como un técnico.

-Nada más pedirle a los ciudadanos de Oaxaca que en esta ocasión me reúna sólo con los pobladores de Guelatao. Esto para no dar pie a los comentarios de que el presidente no está dando el ejemplo o no se cuida. Todo esto que utilizan nuestros adversarios. Hay que sacarles la vuelta, dijo Andrés Manuel sobre su gira del fin a Oaxaca, donde se reunirá con el gobernador, Alejandro Murat.

 

¿Y Jorge Alcocer?

El secretario de Salud del gobierno federal nomás no figura.

Ni se ve ni se oye.

En una crisis como la actual, tendría que estar activo, supervisando, declarando.

Acaso sea un bajo perfil por estrategia.

Anoche, Andrés Manuel citó a todo su gabinete en Palacio Nacional a una junta para discutir cómo van a enfrentar esta crisis que tiene tintes de tragedia.

La orden fue hacer grupos, equipos, y presentar un análisis y proyección de cómo afectará en cada área y cómo podría solventarse.

Graciela Márquez, secretaria de Economía, dijo al salir que sí se abordó el tema, que fue central.

Y Alcocer reveló que no estuvo en la reunión, porque estaba en otra encomienda, que será presentada hoy.

-Yo no estuve en la reunión, porque estaba tratando otra cosa para mañana.

Hay un vocero nombrado -Hugo López-Gatell- y yo lo respeto, dijo al abordar su auto.

La Secretaría de Salud calcula que 10 mil 528 personas podrían sufrir efectos graves con necesidad de hospitalización en terapia intensiva por el coronavirus.

México llegará a la fase dos, con más restricciones, a principios de abril, según los cálculos de los científicos.

La fase tres, la peor, podría ser en mayo o junio.

Tres meses o doce semanas.

Grave, muy grave, y, sobre todo, serio.

Ruy López Rydaura, director general del Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades, presentó un cálculo y cita que 250 mil personas desarrollarán la enfermedad, de los que 175 mil 459 -70 por ciento- buscarían atención médica.

 

¿Llegó en vuelo comercial?

El primer caso de contagio en el futbol mexicano es importado, y no por ello menos grave.

Alberto Marrero, presidente del Atlético San Luis, filial del Atlético de Madrid, dio también positivo.

Viajó a España y volvió el 8 de marzo.

La historia imagínela.

Ahora, habrá de seguirse el hilo de contaminación.

Habrá que ubicar a todos los pasajeros de ese vuelo y a la tripulación, así como a la gente con la que tuvo contacto durante su viaje.

Y saber, primero, su fue privado o comercial, lo que sería más alarmante.

Marrero asistió al encuentro de su equipo de la semana pasada en Puebla, por lo que ahora todos están aislados y en supervisión.

 

Nueva campaña antidrogas

Jesús Ramírez Cuevas presentó ayer la nueva campaña contra las drogas.

La guerra contra el narco triplicó venta y consumo de drogas, asegura.

Y alerta que el consumo de los jóvenes se disparó 141 por ciento.

Irá por televisión, radio, medios impresos y redes sociales.

 

Vámonos:  Hay que ayudar a quienes no tienen un empleo fijo y a quienes dan clases, son instructores, maestros, y más. A pagar la mensualidad, aunque se cancelen las sesiones.

 

albermontmex@yahoo.es        @albermontmex