Define Senado de EU el futuro de los dreamers

Debaten, destino de 690 mil jóvenes; Trump confía en un trato

WASHINGTON, EU.- El Senado de Estados Unidos puso hoy en marcha el debate legislativo sobre el futuro de 690 mil jóvenes indocumentados, la mayoría mexicanos, mientras el presidente estadunidense Donald Trump subrayaba su expectativa de hacer un “trato” con los demócratas.

Con 96 votos a favor y uno en contra del republicano Ted Cruz, la cámara alta aprobó para los próximos días o semanas tener un debate abierto, donde republicanos y demócratas podrán presentar todo tipo de enmiendas, mientras avanza la cuenta regresiva para el fin del programa DACA el 5 de marzo

El líder de los republicanos en el Senado, Mitch McConnell, anunció que su bancada apoya una legislación que recoja los principales pilares del plan de Trump, incluida la ciudadanía para 1.8 millones de jóvenes indocumentados denominados dreamers o soñadores.

A cambio, se aprobaría dinero para construir un muro en la frontera con México, así como cambios a la migración legal y poner fin a la lotería de visas.

La propuesta republicana incluye 25 mil millones de dólares para seguridad fronteriza, incluido dinero para el muro; limita la migración legal a cónyuges e hijos solteros menores de 18 años, y prevé permisos de entrada de cinco años renovables sin permiso laboral para 150 mil padres de ciudadanos estadunidenses.

Asimismo, reasigna los 55 mil espacios de la actual Lotería de Visas a personas que se encuentren en lista de espera para migrar legalmente a Estados Unidos.

Durante un acto en la Casa Blanca, el presidente Trump expresó su expectativa de alcanzar un acuerdo.

“Espero que podamos hacer un trato. Espero que los demócratas no usen esto sólo como campaña. Han estado hablando del DACA por muchos años y no han producido nada. Hemos empezado hablar sobre el DACA y creo que vamos a producir algo”, dijo.

El plan presidencial y la legislación “espejo” republicana enfrenta cuestionamientos de los demócratas, no sólo por los montos para la construcción del muro en la frontera, sino por recortar la migración legal a Estados Unidos, entre otros temas.

La aprobación de una iniciativa migratoria en el Senado requiere 60 votos, mientras que los republicanos cuentan con 51 escaños, por lo que requerirían por lo menos de nueve votos demócratas para lograr un consenso.

En la Cámara de Representantes, el presidente del órgano, el republicano de Wisconsin, Paul Ryan, mantiene que sólo propondrá al pleno un proyecto de ley que cuente con el respaldo total del presidente Trump.

Aunque no existe un plazo para concluir del debate parlamentario sobre el futuro de los dreamers, se estima que la meta informal es el 5 de marzo, aún cuando los legisladores tienen cierta flexibilidad, toda vez que por el momento el programa sigue vigente gracias a un fallo de un juez de San Francisco. (Notimex)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *