Economía, blindada ante la tensión internacional

Destaca Hacienda la cantidad de reservas además de la línea de crédito con el FMI

El secretario de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Arturo Herrera Gutiérrez afirmó que los conflictos entre Estados Unidos e Irán apenas si tienen algún efecto en México, “han sido menores” porque la economía “está blindada”.

Y es que sostuvo que se tiene una cantidad considerable de las reservas internacionales, además de la línea de crédito flexible del Fondo Monetario Internacional (FMI) –que ahora sí presume-, una línea contingente con el Tesoro de Estados Unidos y el acceso pleno a los mercados financieros internacionales.

Por ello, aseveró que el impacto del ataque de Irán a bases militares estadounidenses, en el tipo de cambio “fue pequeño”, y por el lado del precio del crudo, “esto es favorable ya que aumenta la cotización de la mezcla mexicana”.

En el marco de su participación en la XXXI Reunión de Cónsules y Embajadores-REC 2020, dijo que otro efecto secundario “que no necesariamente ha sido malo, ha sido el incremento del precio de la mezcla mexicana. Siempre que hay un conflicto en Medio Oriente, lo que se piensa es que puede haber una disminución de la oferta de petróleo y en los hechos, esto más el tema de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo), ha llevado a que el precio de la mezcla mexicana esté hoy en 57 dólares por barril”.

El responsable de las finanzas del país aseveró que “la economía está claramente blindada. Tenemos 180 mil millones de dólares en reservas internacionales, tenemos una línea flexible de crédito con el FMI por más de 60 mil millones de dólares, tenemos una línea de crédito contingente con el Tesoro de Estados Unidos por nueve mil millones de dólares”.

Además, dijo que con la transacción que se hizo hace un par de días, “tenemos un acceso pleno a los mercados con lo que pudimos colocar bonos a 10 y 30 años en las mejores condiciones que ha hecho México en su historia, así que en esa parte nos sentimos tranquilos”.

Antes, Herrera Gutiérrez dijo al personal diplomático que México tiene tres grandes desafíos: el marginal crecimiento económico que ha tenido la economía mexicana en los últimos 40 años; la desigualdad en la región y la corrupción.

Recordó que desde los años 80 en el siglo pasado hasta 2017, la tasa de crecimiento es de 2.4 por ciento, pero no ha sido constante, lo que plantea dos retos: “cómo hacemos que esas caídas periódicas que tenemos sea menos abrupta”.

Pero además, dijo, se tienen un problema de inclusión financiera, pues alrededor de 27 por ciento de la población adulta tiene una cuenta bancaria y las empresas no están financiándose con el mercado bancario y bursátil.

Observó que la inversión pública en México es de las más bajas en América Latina y los recursos petroleros abundantes no permitieron fortalecer los ingresos tributarios.

Arturo Herrera señaló entonces que, para dar certidumbre económica reiteró que no es suficiente la puesta en marcha del Tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) por lo que manifestó que es necesario buscar inversión privada.