Exige Coparmex a AMLO información real sobre desabasto de combustibles

“Afirmar que no hay desabasto, es una burda mentira, lo hay y está en creciente; por ello, la Coparmex exige al Gobierno federal que hable con la verdad, transparente la información de lo que está pasando con el abastecimiento de combustibles para evitar la incertidumbre”, acusó el presidente del sindicato patronal, Gustavo de Hoyos Walther.

Señaló que si bien el empresariado mexicano, sin lugar a dudas, apoya el combate del robo de combustibles, pidió a la administración federal que revise urgentemente la estrategia, porque “es responsabilidad del Gobierno que exista producto suficiente, porque aquí no caben cálculos con prejuicios ideológicos”.

Dijo que ya buscan reunirse con el jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo para que informe, con datos reales,  sobre la situación del abastecimiento de combustibles, que ya está afectando de manera económica y social a varias entidades del país, pues tan sólo en Michoacán, Guanajuato y Querétaro, en conjunto se estiman pérdidas por más de mil 250 millones de pesos.

Asimismo, no descartó que alguna empresa exija se le aplique al Gobierno federal la Ley de Responsabilidad Patrimonial del Estado, ya que una medida de gobierno está afectando a la población. “No vamos a aconsejar que demanden al Estado”, pero no descarta que alguna empresa lo pueda hacer.

El líder de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) sostuvo que no hay tiempo que perder en esta revisión, porque en el sector empresarial “se cumplen los contratos”, pues los clientes no van a esperar a que lleguen los combustibles para que se les envíen los productos y mercancías.

Acompañado por presidentes de los centros empresariales de varios estados afectados por la distribución de combustibles, de Hoyos Walther demandó que no se prolongue por más tiempo la distribución de gasolinas a través de pipas, puesto que es una medida emergente.

Pero al mismo tiempo exigió al gobierno federal que, si la realidad es que no existen con disponibilidad inmediata las gasolinas para atender la demanda, se proceda a la importación que sea necesaria y por el medio necesario para atender la contingencia.

Solicitó también que no se oculte información, para que no se pierda la confianza hacia el Gobierno federal y especialmente hacia Petróleos Mexicanos (Pemex), ya que la misma “ha sido imprecisa y tardía”.

Daniel Vázquez, presidente de la Comisión de Energía de la Coparmex, sostuvo que la capacidad de almacenamiento de combustibles que tiene el país es para tres días, y no para 10 como aseguró el director general de Pemex, cuando lo recomendado es tener reservas para 15 días.

De ahí que, sostuvo, es urgente se aceleren los permisos, trámites y facilidades para contar con más infraestructura para distribuir combustibles, y “que no sólo sea Pemex. Necesitamos más poliductos y más almacenes”.

El presidente del Centro Empresarial de León, Guanajuato, Jorge Ramírez, señaló que al hacer una encuesta entre tres mil 500 empresarios de Michoacán, Querétaro y Guanajuato, hasta el miércoles pasado se cuantificaban pérdidas por mil 250 millones de pesos.

De su parte, el presidente del Centro Patronal de Jalisco, Mauro Garza, dijo que la afectación por desabasto de gasolinas es de 40 por ciento y que 77 por ciento de unidades logísticas no están llegando a tiempo a su destino.

Lydia Nava, dirigente del Centro Empresarial de Michoacán, observó que las pérdidas ascienden a 100 millones de pesos, tan sólo para las estaciones de servicio; a ello se suma la situación que se está generando por la no importación de productos pilares de la economía estatal como el del aguacate y las moras, y situaciones que ya se observan de desabasto de productos y medicamentos en algunos municipios de la entidad.

Lorena Jiménez, presidenta del Centro Empresarial de Querétaro, indicó que 90 gasolineras están cerradas en la entidad y sólo en 15 por ciento de las estaciones hay servicio, además de que las pérdidas en el sector gasolinero alcanzan 175 millones de pesos, a lo que se suman las sufridas en transporte y logística.

En tanto, Eduardo Bretón, presidente del Centro Empresarial de Irapuato, señaló que hay reportes que desde el 24 de diciembre no se tiene actividad en la Refinería de Salamanca y que las autoridades no han informado si es por falta de insumos como el llamado MTB, o por fallas técnicas.

Demandó al gobierno federal informar qué sucede con las reservas de combustible y gas, que necesita el país para seguir operando. 

El presidente del Centro Empresarial del Estado de México Oriente, José Luis Grajales Calvillo, reportó un desabasto de más del 50 por ciento de las gasolineras, que permanecen cerradas.

Comentó que muchas empresas han sido notificadas de que algunos tipos de materia prima ya no van a llegar mientras no se regularice el abasto de gasolina en Guanajuato y Querétaro, además de que ya se empieza a observar una afectación en el abasto de diésel, con el riesgo de plantas a punto de parar. 

El presidente del Centro Empresarial de la Ciudad de México, Jesús Padilla dijo que se ha observado una visible disminución del tránsito vehicular, y que si bien aún no se contabiliza una gran afectación de la actividad económica, es patente el malestar ciudadano.

Por ello, demandó responsabilidad y eficiencia gubernamental para que se garantice el suministro de gasolina a la ciudad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *