Hallan agua dulce atrapada en el fondo del océano Atlántico

El descubrimiento es una gran esperanza ante la crisis de agua potable que hay en varias regiones del mundo.

Geólogos de la Universidad de Columbia encontraron una reserva de agua dulce de casi tres mil kilómetros cúbicos bajo los sedimentos del océano Atlántico.

Los expertos afirman que la reserva es la más grande encontrada hasta el momento. Recorre las costas del estado de Massachusetts hasta Nueva Jersey y abarca unos 350 kilómetros de la costa del Atlántico. Si ésta se encontrara en la superficie, formaría un lago de 40 mil kilómetros cuadrados.

El hallazgo es una gran esperanza ante la crisis de agua potable que hay en varias regiones del mundo, Dijeron que este tipo de depósitos son abundantes, pero faltan más estudios para encontrarlo

Una pista de cómo lo hallaron fue que, en la década de 1979, cuando compañías petroleras perforaban las costas, pero extraían agua potable en lugar de petróleo. Esto los llevó a utilizar ondas electromagnéticas en las profundidades del mar.

Como el agua salada es una mejor conductora de estas ondas, cuando tenían señales bajas pudieron saber que en esas regiones había depósitos de agua dulce.

Los geólogos tienen la hipótesis de que él llegó el agua ahí, durante la Era de Hielo, grandes cantidades de agua dulce quedaron atrapadas en sedimentos rocosos.

Otras investigaciones sospechan que los depósitos también se han alimentado de la lluvia y de cuerpos de agua en la superficie que se filtran hasta llegar al océano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *