La 4T avanza pese a la guerra sucia que se lanzado en su contra: Padierna

La vicepresidenta de la Cámara de Diputados, Dolores Padierna Luna, aseguró que, a dos años del triunfo de Andrés Manuel López Obrador en la presidencia de la República, la 4T avanza, pese a la guerra sucia que se enderezado contra la actual administración.

“Pese a las adversidades, ninguna campaña de aquellos que han visto afectados sus intereses podrá empañar el Día de la Victoria de la Cuarta Transformación, el cambio radical avanza para beneficiar a los excluidos, a los marginados de siempre”, puntualizó.

La legisladora de Morena recordó que un movimiento plural, multisectorial y desplegado en todo el territorio nacional venció aquel día en las urnas a la partidocracia corrupta y ese mismo día arrancó la cuarta transformación de la vida pública del país.

“Siempre supimos que la transformación del país no era una tarea sencilla. Aun desde el gobierno, nuestro movimiento enfrenta nuevamente la guerra sucia, las mentiras y las difamaciones”, señaló tras reconocer que este aniversario llega en un momento muy difícil para el mundo entero y para nuestro país, pues la pandemia ha obligado a concentrar todos los esfuerzos en salvar vidas y contener la propagación de un virus del que poco se sabe.

Al respecto, hizo hincapié en que la emergencia sanitaria ha puesto de relieve las insuficiencias heredadas, un sistema de salud abandonado y las fragilidades provocadas por un modelo económico que dejaba fuera a millones de personas.

“Así como nos sobrepusimos a largos años de fraudes electorales y agresiones de todo tipo, sabremos salir de esta crisis más unidos y más fuertes. El ánimo festivo se acompaña de reflexiones profundas sobre lo conseguido hasta ahora y los complicados retos que se enfrentan, no puede ser de otra manera porque tenemos claro que un cambio radical, un cambio de régimen, ha tenido y tendrá poderosos adversarios”, externó.

Asimismo, destacó que en año y medio, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador ha tenido logros muy importantes en la lucha contra la corrupción, fuente de muchos de los males que padece la República.

Citó que grandes consorcios que antes evadían con artilugios sus obligaciones, pagan ahora sus impuestos “se ha terminado la fiesta para los corruptos, entre ellos para las empresas factureras que construyeron sofisticados mecanismos para saquear a la nación”.

De igual forma, sostuvo que no hay más gobierno rico con pueblo pobre y que la austeridad en el ejercicio gubernamental ha permitido dirigir los recursos a las personas que más lo necesitan.

La legisladora federal remarcó que el periodo neoliberal sostuvo siempre el mito de que elevar los salarios mínimos traería inflación, “los salarios aumentaron y nada pasó, excepto que mejoraron las condiciones de los trabajadores”.

Dejó claro que nadie oculta ni niega los problemas que México enfrenta en esta hora complicada para el mundo entero y que el presidente López Obrador ha reconocido que falta por avanzar para recuperar la paz y la tranquilidad, que hay espacios donde persiste la corrupción.