Mexicanos descifran genoma de variantes de COVID-19

Conservan el 99.97% las características de primera cepa

Un grupo de científicos nacionales descifró el genoma de las variantes genética del virus SARS-COV-2 presentes en la población mexicana y encontró que conservan 99.97 por ciento las características del genoma de la primera cepa del coronavirus caracterizada en Wuhan, China.

El equipo integrado por especialistas de la UNAM, del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición, del IMSS, del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos y connacionales en la Universidad de Oxford.

Este grupo de científicos secuenció el genóma de 17 virus como parte de un proyecto científicos impulsado por Secretaría de Salud ante la pandemia de COVID-19.

La UNAM informó que analizaron 10 casos de introducción del virus al país, al tomar en cuenta el historial de viaje de pacientes, junto con el análisis genético de los virus, fue posible determinar y corroborar que la mayor parte de dichas introducciones vienen de diferentes regiones de Europa.

Dijo que los resultados completos serán publicados próximamente en una revista científica.

Los especialistas encontraron evidencia de que la transmisión local entre personas que viajaron al extranjero y personas que residen en la misma zona en México, ocurrió posiblemente desde la segunda semana de marzo.

Indicaron que según el análisis genético, los cambios identificados en los genomas permiten identificar que en México circulan dos de los tres genotipos reportados del SAR-CoV-2: el linaje A (también llamado G) y el linaje B (también llamado S), indicó la casa de estudios.

Advirtieron que es importante continuar vigilando la evolución del genoma del virus para detectar mutaciones que pudieran asociarse a cambios en su comportamiento biológico (niveles de contagio, virulencia, estabilidad).

También, agregaron, a la aparición de variantes resistentes a fármacos, y variantes que disminuyan la eficacia de las vacunas, una vez que estas medidas de prevención y tratamiento hayan sido aprobadas y se apliquen.

Es fundamental, precisaron, mantener la vigilancia epidemiología y genómica del virus en el país para identificar variantes que puedan circular de manera predominante en México.

Lo anterior, destacarion, al adaptarse a ciertas características ambientales, así como a determinantes genéticos y epidemiológicos de la población mexicana, que permitirá contar con información oportuna para tomar decisiones frente a la pandemia y en beneficio de la población.