No habrá paz en seis meses

La disminución de la violencia y el control de los malandros tardará, cuando menos, medio sexenio.

Alfonso Durazo Montaño compareció, dos días después de lo programado -no quiso que le echaran montón por la matanza de Minatitlán- el Senado.

-Yo creo que en seis meses ya van a estar operando todos los programas, dijo Andrés Manuel López Obrador la semana pasada justo en Veracruz, donde sucedió el asesinato de trece personas.

Ayer, Durazo Montaño lo contradijo:

-Sería irresponsable asumir que en seis meses va a cesar la violencia. Es un problema estructural, es un problema crónico, es un problema histórico.

Lograr en los primeros tres años una paz razonable es el objetivo y entregar en 2024 un país estable y en paz, dijo.

Ayer fue aprobada por los senadores la Estrategia Nacional de Seguridad, esa que incluye a la Guardia militarizada.

El sonorense, a diferencia de su jefe, dijo:

-Yo no repartiría culpas.

Nosotros no vamos a perder el tiempo echándonos la bolita.

No vengo aquí a repartir culpas, aun y cuando, si ese fuera el objetivo de mi comparecencia, habría culpas que repartir para todos.

 

Visitará AMLO Minatitlán

Una semana después exactamente, Andrés Manuel estará hoy en Minatitlán, Veracruz, donde ocurrió la matanza en una fiesta familiar.

La reunión de seguridad, que se realiza diariamente en la Ciudad de México previo a las conferencias matutinas, ya estaba programada antes de la matanza.

Será interesante escuchar cómo tratarán los habitantes de ese municipio al tabasqueño, luego de siete días de drama y sufrimiento y de que se ha acusado a los medios de magnificar el drama.

López Obrador estará también en Coatzacoalcos.

 

Disculpas

Andrés Manuel reiteró ayer que no se peleará con Donald Trump y hasta aseguró que, de ser necesario, su gobierno ofrecerá disculpas por el incidente en la frontera entre Chihuahua y Texas.

-Si hace falta, el secretario de Relaciones Exteriores (Ebrard) enviaría una nota explicando cómo se dieron los hechos. Y si hubo una infracción, ofrecer las disculpas que se requieran.

El tabasqueño no quiere que el güero del fleco volátil se altere o que se vaya a frustrar la ratificación del T-MEC.

 

¿Lágrimas de cocodrilo?

Florencia Serranía Soto apareció, al fin, para hablar de cómo el personal del Metro, donde cobra como directora, echó a la calle a María Guadalupe Fuentes Arias para morir.

Y, al borde de las lágrimas, reconoció que actuaron inhumanamente.

– A las diez de la mañana, la señora Guadalupe evidentemente inconsciente fue desalojada por seis policías y abandonada en el exterior, donde perteneció más de 29 horas, dijo mientras se le quebraba la voz.

-Claramente, los procedimientos y la actuación de algunos funcionarios fueron inhumanos y, por lo tanto, imperdonables. Su actuar atentó contra el más básico principio de preservar la vida de una persona y la atención médica, añadió.

Jesús Orta Martínez, secretario de Seguridad, también con gesto de arrepentimiento, dijo:

-Yo quiero decir que reconozco de manera personal e institucional la mala actuación de cinco elementos de la Policía Bancaria e Industrial que participaron en los hechos.

Estos elementos actuaron de manera inhumana.

Asumo la responsabilidad que me corresponde por estos hechos.

Y, finalmente, Ernestina Godoy.

La procuradora -sí hay en la ciudad- afirmó:

– El compromiso, el reto que asumo de manera personal es que haya justicia y que a quien haya que poner ante un tribunal, que sea un tribunal quien decida si hay y qué grado de responsabilidad existe.

¡Ah!, pero hay más.

El eterno líder del sindicato del Metro, Fernando Espino, sí, ese que tiene a los hijos, a las primas, a los primos, a los tíos y hasta al perico en la nómina, ahora dice que defenderán a la jefa de estación, Beatriz Martínez.

Cínicamente, la hoy despedida funcionaria, dice que pedirá su reinstalación.

-Que agradezca que no la procesan judicialmente, se escuchó en radiopasillo.

 

Usan plazas, no son suyas

Esteban Moctezuma, secretario de Educación, y el presidente López Obrador, defendieron la reforma educativa aprobada el jueves y negaron venta de plazas.

-No, eso es lo que dicen quienes defienden la mal llamada reforma educativa.

Venta de plazas.

No es así.

Los maestros no son corruptos. Son gente buena, trabajadora, me consta, dijo el mero preciso.

Moctezuna, en tanto, dijo una obviedad:

– Nosotros no vamos a asignar la plaza, vamos a asignar el uso de la plaza.

La plaza es del gobierno federal, del estado.

 

Se parten el lomo

Ya lo dijo Yalitza Aparicio, actriz y profesora de primaria en su natal Oaxaca, quien ayer visitó el Senado:

-Hay maestros que se rompen el lomo con el poco presupuesto que se les da, como también hay maestros que se exceden con lo que se les da.

 

¿Hasta cuándo solución en la UAM?

¿Quién mueve los hilos en la huelga de la Universidad Autónoma Metropolitana?

Ya son 85 días de huelga y no se ve cómo termine.

El gobierno federal y la secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde Luján, ni un tuit han escrito y López Obrador descarta intervenir, “por respeto a la autonomía”.

Ayer, unos mil 500 estudiantes, de los cinco campus, así como académicos destacados, marcharon al Zócalo.

Llegó el rector, Eduardo Peñalosa, quien se unió a la demanda de fin de la huelga.

-No podemos permitir la continuación artificial de la huelga.

Más de 56 mil estudiantes ya perdieron el trimestre.

-¿Qué espera el gobierno para poner orden, se escuchó en radiopasillo?

 

Todo estaba arreglado

¿Usted le cree a la CNTE y a los diputados, léase Morena y gobierno federal?

Es evidente que la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) no hizo panchos por la aprobación de la reforma educativa en la Cámara de Diputados, porque estaba arreglado todo.

-Qué casualidad que ni se aparecieron por San Lázaro, se escuchó en radiopasillo.

 

radiopasillo@ova.com.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *