Nueva Constitución; no por ahora: AMLO

Requeriría la 4T una cuarta, pero tocará a la siguiente camada

El presidente Andrés Manuel López Obrador propuso ayer contar con una auténtica democracia y a la vez una nueva Constitución porque la vigente está “muy parchada y muy remendada”.

Al encabezar la ceremonia del 102 aniversario de la promulgación de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos de 1917 en Querétaro y, antes en su conferencia mañanera, dijo que a últimas fechas “se afectó no solo la letra, sino la esencia, su espíritu”.

Nosotros, dijo, “buscamos una nueva transformación y correspondería tener una nueva Constitución”, pero aceptó que por el momento no hay condiciones para ello, de ahí que se optó por hacer propuestas de reformas a la Carta Magna.

Indicó que la nueva Constitución se tendría que hacer en el  mediano plazo, porque habría que convocar al constituyente.

Expresó que los expertos constitucionalistas señalan que esto es necesario, porque el  texto fundamental de los mexicanos ya tiene muchas enmiendas.

En mi gobierno, agregó el Ejecutivo Federal impulsaremos reformas para que quede completamente definido el delito de corrupción, que no se hable de hechos de corrupción, sino que quede tipificada como delito grave”, dijo.

No obstante, precisó, esto le corresponde  a los legisladores, acotó, frente a los presidentes de las mesas directivas de las cámaras de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, y de Senadores, Martí Batres.

En este sentido, aseguró, deben quedar claro que el presidente de la República, puede ser juzgado por corrupción.

Que se asiente que el Ejecutivo, legisladores y funcionarios no gocen de fuero y privilegios.

Aseguró que si se hacen las reformas verdaderas se podrá conseguir una democracia auténtica, acabar con los fraudes electorales y compra de votos.

Además se aseguraría que el presupuesto se invierta en forma adecuada y sin orientación partidista.

Aceptó que la democracia no nos va a traer el cuerno de la abundancia, pero nos dará mucha fortaleza moral.

El presidente de la República, al igual que en la conferencia mañanera, destacó el artículo 17 constitucional que consigna que los recursos naturales del subsuelo son propiedad de la nación.

Así, debe entenderse que la exploración, perforación y explotación del petróleo es tarea exclusiva del gobierno y no de particulares, en forma total, como ocurren otros países como Estados Unidos de América.

Andrés Manuel López Obrador pidió dar la importancia que reviste esta fecha, pues los preceptos engloba historia, lucha y la esencia de un pueblo, más no es un simple puente vacacional.

Al tomar la palabra, el ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, dijo que Constitución ha ampliado sus horizontes hacia una protección cada vez mayor de la persona y sus libertades, pero falta mucho en cuento al acceso a una vida digna.

Recapituló que México ha impulsado el constitucionalismo social, pero no ha podido hacer norma la promesa constitucional de cambiar la forma como se estructuran las relaciones sociales en nuestro país.

Convocó a retomar la ruta del constitucionalismo transformador y aprovechar la actual coyuntura social.

El ministro Lelo de Larrea, externó que la SCJN  debe abanderar este modelo de transformación política y social que no es optativo, porque está plasmado en la Constitución.

En la misma, ceremonia, la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, detalló que la Constitución de Querétaro “es considerada, con justa razón, la primera Constitución social del siglo XX; debido a que fue el genio del pueblo el que ellos sumaron y condujo su pluma, de ahí su permanencia, de ahí que con sus múltiples cambios, unos positivos y unos cuestionables, hasta hoy, la Constitución promulgada en 1917, hace 102 años, siga rigiendo la vida nacional”.

Instó a todos los integrantes de gobierno federal a leer y entender la Constitución “para dar base, sentido y contenido a la política, planes, programas y acciones del Gobierno de México.

Martí Batres Guadarrama, declaró que la Constitución ha tenido más de 700 reformas a través de un siglo, pero la verdadera afectación la sufrió en la etapa de la tecnocracia y globalización.

Por tal, es indispensable construir consensos y mediante el diálogo lograr el cambio que requiere la nación.

Porfirio Muñoz Ledo, resaltó la importancia del cambio, pero sin especulaciones, entusiasmos desmedidos y temores inútiles.

El gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, pidió reflexionar sobre el texto constitucional y ventilarlo con profundidad y actualidad. Señaló que no solo hay que evocarla, sino cumplirla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *