Piden bajar 30 por ciento emisiones de gas metano

Es la nueva meta planteada por Joe Biden, para 2030

WASHINGTON.- Estados Unidos propuso este viernes una nueva meta global para reducir en un

tercio las emisiones de metano en todo el mundo para 2030, un objetivo respaldado por la Unión Europea (UE) y que puede ser clave para combatir el calentamiento global.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, planteó la nueva meta durante un foro de alto nivel organizado por la Casa Blanca y que contó con la presencia de representantes de grandes países contaminantes como China, India y Rusia; pero no con la de Francia, en un momento de tensiones entre Washington y París.

“Estamos trabajando con la Unión Europea y otros socios para lanzar un compromiso global sobre el metano, para reducir las emisiones globales de metano en al menos el 30 % para 2030, con respecto a los niveles de 2020”, afirmó Biden.

 

Camino a Glasgow  

La iniciativa, bautizada como Compromiso Global sobre el Metano, se presentará formalmente durante la próxima cumbre del clima de la ONU (COP26), que se celebrará en noviembre en la ciudad escocesa de Glasgow, y la cita de este viernes buscaba aumentar el consenso en torno a la nueva meta.

 “Esto no solo reducirá rápidamente el ritmo del calentamiento global, sino que proporcionará beneficios adicionales muy valiosos, como mejorar la salud pública y la producción agrícola”, argumentó Biden.

El metano es el segundo mayor gas antropogénico (originado por la actuación humana) que contribuye al calentamiento global, después del dióxido de carbono (CO2), y es responsable de “alrededor de medio grado” centígrado del aumento en la temperatura del planeta, según la Casa Blanca.

El Gobierno de Biden cree que recortar drásticamente las emisiones de metano puede ser “la estrategia más efectiva” para que la temperatura media mundial no supere los 1,5 grados centígrados para finales de siglo, aseguró a los periodistas una alta funcionaria estadounidense, que pidió el anonimato.

“Sin compromisos adecuados de cada nación presente (virtualmente) en esta sala, el objetivo de limitar el calentamiento a 1,5 grados se nos escapa de las manos. Y eso es un desastre”, recalcó Biden durante la cumbre.

El mandatario subrayó que “se está agotando el tiempo” para formular propuestas ambiciosas de cara a la cumbre COP26, y describió como “ambiciosa pero realista” su iniciativa sobre el metano.

Presión a China, Rusia e India  

Fuentes de la UE aseguraron al diario The Wall Street Journal que el bloque alcanzó recientemente el acuerdo sobre el metano con Estados Unidos, y ahora busca convencer a potencias como China y Rusia de que se sumen a él.

Los presidentes de esos países no estuvieron presentes en el Foro de Grandes Economías sobre Energía y Clima, como llamó la Casa Blanca a su conferencia virtual de este viernes, que en principio estaba pensada para jefes de Estado y Gobierno.

Sin embargo, en una de las sesiones privada del foro sí participaron el asesor especial del Gobierno chino para Asuntos de Cambio Climático, Xie Zhenhua; y su homólogo de Rusia, Ruslan Edelgeriyev, según la Casa Blanca.

Latinoamérica  

Desde Latinoamérica, participaron en la sesión principal con Biden los presidentes de México, Andrés Manuel López Obrador, y de Argentina, Alberto Fernández.

El mandatario argentino aprovechó la cita para pedir que se diseñe “una nueva arquitectura financiera internacional” que incluya “la capitalización de los bancos de desarrollo y el canje de deuda por clima”, según un comunicado de la Casa Rosada.

“Es imprescindible que la transición climática y energética sea justa, y no agigante las brechas de bienestar en nuestro planeta”, dijo Fernández, quien pidió “que se extiendan los plazos de pago” de la deuda argentina con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El asiento vacío de Francia  

De acuerdo con el comunicado oficial argentino, entre los invitados al foro de este viernes estaba Francia, un país que ha destacado por su liderazgo global en la lucha contra la crisis climática.

No obstante, la lista definitiva de participantes difundida por la Casa Blanca confirmó que en el foro no participó ningún representante francés, y el Gobierno de Biden no quiso hacer comentarios al respecto.

La relación entre Estados Unidos y Francia se ha tensado después de que Biden anunciara una alianza de defensa con el Reino Unido y con Australia, que ha provocado que ese último país cancele un gran contrato de compra de submarinos franceses. (EFE)