Productora Giselle González recrea crimen policíaco en “Imperio de Mentiras”

México, 9 sep (EFE).- La productora mexicana Giselle González se encuentra nerviosa y emocionada de presentar “Imperio de mentiras”, una telenovela inusual en la que el crimen, las mentiras, el romance y mucha acción tomarán las pantallas con Angelique Boyer y Andrés Palacios como sus protagonistas.

Para Giselle González las cosas son sencillas: una historia es buena si te atrapa, si logras identificarte con ella y si tiene elementos sorpresa. Así fue como la productora se relacionó por primera vez con la historia que verá la luz el lunes 14 de septiembre por Las Estrellas.

“Me atrapa contar historias diferentes, que tengan mucha realidad, de personas reales, con mujeres interesantes y me gustan los giros melodramáticos que tiene esta historia”, dijo González en entrevista con Efe.

Giselle ha sido productora en telenovelas como “Cuna de lobos” (2019), “Caer en tentación” (2017) y “La Candidata” (2016). Desde su punto de vista estos tres últimos proyectos han marcado su estilo como productora por contar relatos llenos de suspense y crímenes.

“Es una historia con estructura de ‘thriller’ e indicios policiales, pero también es de amor basada en un detonador muy trágico donde la muerte del padre de Elisa (Angelique) y la de la prometida de Leonardo (Andrés) hará que los protagonistas se conozcan en condiciones muy lamentables”, adelantó sobre la trama.

Con una historia llena de conflictos emocionales y rechazos mutuos a falta de la verdad, los personajes principales tendrán que unirse a su pesar, para saber qué es lo que realmente sucedió.

“Imperio de mentiras” es una adaptación de la telenovela turca “Kara Para Ask” (2014), situación que a la productora le pareció una oportunidad para mejorar una narración.

“Cuando tú tienes una historia así, tienes la facilidad de ver cuáles son los puntos débiles y ahí es donde puede intervenir la pluma, donde ves cómo puedes irte por una más interesante o algún punto que quedó sin hilvanar. Es un trabajo que requiere mucha atención”, aseguró.

Además, reconoció que las telenovelas turcas están llevando a cabo historias muy interesantes y consideró que probablemente estas producciones tienen sus cimientos en las telenovelas mexicanas que han sido de gran referencia en el mundo entero.

“Yo siento que los turcos hábilmente retomaron las bases del melodrama mexicano que ha sido un género que por más de 60 años ha tenido posicionamiento y éxito, si analizas la estructura de las historias turcas es la estructura melodramática de las historias mexicanas, actualizadas y con componentes nuevos”, dijo.

PERSONAJES ARRIESGADOS

Desde el punto de vista de Giselle, sólo alguien que no ve telenovelas en la actualidad no se ha dado cuenta de que los personajes femeninos y masculinos han cambiado notablemente respecto a los estereotipos en los que normalmente están catalogados estos géneros.

“Ya tiene muchos años que la telenovela muestra cambios entre hombres y mujeres. Hemos mostrado mujeres empoderadas y hombres que no son nada más el macho mexicano, ni la historia de la cenicienta. Somos muchos los productores que hemos mostrado otro tipo de proyectos donde la mujer tiene un espacio real”, apuntó.

Pero esto no está peleado con el sentimentalismo que pueden experimentar los actores a la hora de interpretar a sus personajes, pues consideró que el poder que las mujeres han vivido dentro y fuera de la pantalla no impide mostrar sus emociones lo que aseguró hace exitosas estas producciones.

“Lo importante son las emociones que se manejan, esos sentimientos que se exponen a flor de piel son lo que nos hace afines a estos personajes del melodrama”, finalizó. EFE