¿Qué quiso decir Andrés Manuel López Obrador?

Después de la discusión de datos del viernes pasado en torno al crimen organizado y a los homicidios en México con el periodista mexicano Jorge Ramos, avecindado en Estados Unidos, ayer, en su mañanera, lanzó una advertencia.

Y si bien dijo que el asunto no sería con él, sino con las benditas redes sociales, con el pueblo que no es tonto, no deja de ser un amago: pórtense bien, porque, de lo contrario, serán exhibidos y llevados a la hoguera en el tribunal de los opinadores de twitter y facebook.

-El otro día vi, con motivo de esta entrevista, vi a un columnista diciendo que los que venían aquí no eran buenos periodistas, que Jorge Ramos sí era muy buen periodista.

No.

Yo pienso, con todo respeto discrepo, creo que ustedes no sólo son buenos periodistas, son prudentes porque aquí los están viendo y si ustedes se pasan, pues, ya saben lo que sucede, aseguró.

Entonces, pero no soy yo, es la gente. No es conmigo, es con los ciudadanos, que ya no son ciudadanos imaginarios. Hay mucha inteligencia en nuestro pueblo, antes se menospreciaba a la gente, deslizó.

Su dicho fue respuesta a un reportero que, muy profesional, se puso de pie y criticó a Ramos por cirquero y por señalar los muertos de aquí, pero no los de Libia, Irak o Haití por las invasiones ordenadas por Bush y Obama.

Y aunque López Obrador respondió que “lo mejor es la libertad y que nos podamos manifestar”, destacó la inteligencia y sensatez de la población que pongan, nos pongan, en nuestro lugar.

-Vamos a garantizar diálogo circular, debate, cuestionamientos con respeto y mensajes de ida y vuelta.

Dicen es que el presidente no debe desacreditar a los medios. Ah, los medios sí pueden desacreditar al presidente.

Y se tiene que quedar callado. Eso sí no. Voy a ejercer mi derecho de réplica siempre, con respeto.

Y qué bueno que se da esto.

Y si nosotros damos un dato equivocado, un señalamiento,  corregirlo. Que nos hagan contrapeso. Libertad en todos los casos. Es la diferencia con una dictadura.

Y reiteró que los conservadores apuestan al control de los medios, a manipular la opinión pública.

Se equivoca una vez más.

Es muy grave lo que dijo.

¿Qué quiere?

¿Qué significa la frase “si se pasan”?

Esa no es la función de un reportero, de un periodista, de un crítico, de un analista, de un columnista, de un articulista.

Ser acompañante.

Y conste que en la entrega del sábado -Sexto Día- critiqué el vedetismo de Ramos, quien suele ser exhibicionista y vino a confrontar a Andrés Manuel con cifras que ya se conocían y que ya habían sido señaladas en diversas notas, análisis y columnas.

Nada nuevo y que los conservadores -parafraseando a ya saben quién- aprovecharon para decir que Ramos dejó en ridículo al presidente.

¿Por qué continuar con las críticas a los periodistas, como si fueran sus adversarios, sus contras?

El discurso del conservadurismo está fuera de lugar.

Conservador es el Partido Encuentro Social (PES), ese que perdió el registro por ser una farsa y que tiene legisladores y ganó Morelos por colgarse de Morena, de él y de Cuauhtémoc Blanco.

Conservador es no manifestarse a favor o en contra del aborto y decir que debe realizarse una consulta.

Conservador es no señalar las irregularidades del gobierno de Enrique Peña Nieto, tantas veces dichas; no tener un solo detenido por el robo de gasolina llamado huachicol y más.

 

Lista con gasolineras que no operan

Y a propósito de errores que se corregirían si están fundamentados, el resbalón de la secretaria de Energía, Rocío Nahle, es para ripley.

En la lista de 12 mil 500 gasolineras analizadas en ocho regiones para dar a conocer la lista negra de abusivos y gandallas, así como la blanca de los decentes y honrados, se colaron estaciones que están cerradas por irregularidades como presunta compra y venta de combustible robado.

Tal es el caso de la gasolinera 4901 o Servicio Vanoe, que, según la lista revelada, es uno de los 10 expendios en donde se venden los combustibles a más bajo precio del país.

Está cerrada desde hace más de un año.

Y supuestamente vendía el litro a 15.47.

Pus sí… pero en 2017.

O la Cuyoaco, a nombre de José Luis Rechy Martínez, al que se le retiró la concesión por compra y venta de combustible robado.

 

No tiene facultades

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) en San Lázaro advierte que el Ejecutivo Federal no tiene facultades para abrogar o derogar reformas constitucionales o leyes de ningún tipo.

Y es que, recuerda, el presidente López Obrador aseguró el domingo en Campeche que abrogará la reforma educativa si es que no se alcanza un acuerdo.

Mediante un escrito con citas y fundamentos legales, los diputados priistas que comanda René Juárez Cisneros expusieron los artículos constitucionales que impiden al Ejecutivo hacerlo.

 

Vámonos:  ¿Y Luisa María Alcalde?

 

El trimestre ya se perdió en la UAM y suman 72 días de huelga.

 

albermontmex@yahoo.es                  @albermontmex

One Comments

  1. Reply Post By CARLOS

    Se esta convirtiendo en síndrome el Autoritarismo del Presidente. su enfermedad de poder sigue evolucionando, con otro síntoma y lo es el no medir sus actos. No le importa si es o no legal. Solo hace gala de ostentar su “orden”. le costara mas tiempo y ahora se hará evidente mantener su exigencia exigiendo a “su congreso” modifique, derogue o establezca en la Constitucion lo necesario para que se cumpla su ocurrencia, ya lo ha hecho varias veces, una mas que importa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *