Queremos vencer al América, pero el objetivo es ser campeón: Siboldi

El uruguayo Robert Siboldi, entrenador del Cruz Azul, recordó el viernes que si bien saldrá a vencer al América el domingo, el objetivo de su equipo es ser campeón del torneo Apertura 2020.

“Ganarle al América no nos va a dar el título, sabemos la importancia de ganarle al acérrimo rival, entregarle a la afición un triunfo sensacional, pero no servirá de nada si no ganamos el título”, agregó.

El Cruz Azul-América es uno de los duelos más esperados del campeonato por la añeja rivalidad entre ambos, mayor después de que los azulcremas le ganaron a los Azules las finales del Clausura 2013 y el Apertura 2018.



Dirigido por Siboldi, los celestes suman tres victorias ante las Águilas, la última una goleada por 4-1 en la Copa por México, previa al Apertura, lo cual el estratega minimizó porque, según su opinión, se trata de números y no influirán en el encuentro cercano.

“Son estadísticas, historia. Nos interesa el presente; es importante para nosotros poder ganar, vamos a intentar alargar la racha a cuatro partidos, pero no es lo que más nos ocupa”, indicó.

A pesar de ser uno de los equipos más emblemáticos del fútbol de México, el Cruz Azul no gana una final de liga desde 1997, periodo en el que cayó en seis finales, algunas después de perder ventajas o de salir mal por situaciones azarosas.

Según Siboldi, esta semana el grupo trabajo bien y llegará en buena forma al partido, que algunos consideran un Clásico, después del de América-Guadalajara.

“Es un Clásico, pero se trabaja igual, no cambia porque sea América, aunque la mentalidad cambia. La motivación está, nos preparamos bien y esperamos dar un gran partido”, observó.

Cruz Azul lidera el Apertura con 25 puntos, dos más que América, tercero, pero con la mejor ofensiva del campeonato, con 22 goles, dos más que los Azules, que han recibido seis goles menos que su rival de turno.

Siboldi reconoció que le gusta romper el equilibrio de los partidos hacia adelante y el domingo intentará ser fiel a su estilo, basado en ser sólido en la defensa pero que desde el portero sean ofensivos y que cuando no tengan la pelota hasta los de ataque ayuden en la recuperación.

“Debe ser un partido de intensidad y dinámica, independiente de lo que se juega en el aspecto mental; la determinación será factor importante para llevarse el triunfo”, concluyó.