‘Verdad Histórica’ de Ayotzinapa llegó a su fin: Gertz Manero

La denominada “Verdad Histórica” del caso Ayotzinapa llegó a su fin. El fiscal Alejandro Gertz Manero, solicitó a Interpol la localización y arresto de Tomas Zerón de Lucio, encargado de la indagatoria.
Además, pidió la presentación de 45 servidores públicos del estado de Guerrero, para que declaren sobre la desaparición forzada de 43 estudiantes normalistas en el municipio de Iguala, entre el 26 y 27 de septiembre de 2014.
El fiscal general de la República, Alejandro Gertz Manero, en videoconferencia, informó lo anterior y expresó que Zerón De Lucio, esta imputado de haber alterado las evidencias de las investigación.
Por los informes de inteligencia que se tienen, se sabe que Tomás Zerón se habría evadido desde el pasado mes de marzo.
Ante ello, la Fiscalía General de la República (FGR) pidió a Interpol distribuya en casi 180 países una “ficha roja” para su localización con fines de extradición.
En el mensaje grabado el doctor Gertz Manero señala que los 45 servidores público de varios municipio de Guerrero, deberán enfrentar cargos por desaparición forzada y delincuencia organizada.
Adelantó que ayer la FGR solicitó a un Juez de Distrito de Procesos Penales Federales 46 órdenes de aprehensión.
Todos ellos habría incurrido en probables delitos que no han sido investigados ni judicializados.
El paquete de órdenes de aprehensión se suma a otro solicitado el pasado 10 de marzo.
Apenas hace 24 horas se logró el arresto de José Ángel Casarrubias Salgado El Mochomo, quien tuvo una amplia participación en los hechos.
El Fiscal Gertz Manero hizo una relatoría de los hechos y dijo que varios funcionarios fueron detenidos y puestos en libertad por la inconsistencia de las consignaciones.
Destaca que para llevar a juicio a estas personas se incurrió en actos de tortura, dilación en las puestas a disposición, vulneración de los derechos de la defensa y violaciones al procedimiento.
También se ocultarían pruebas que permitirían saber el destino de las víctimas, dijo el Fiscal.
Destacó que ahora se investiga desaparición forzada, delincuencia organizada y el paradero de las víctimas.
Las pruebas obtenidas han sido confrontadas con la secuencia de los hechos, y con las periciales de ubicación e identificación.
Así se ha podido establecer la cronología de lo sucedido, así como la participación de quienes cometieron esos delitos.
De manera paralela, se han enviado nuevas evidencias a la Universidad de Innsbruck.
Los indicios fueron encontrados en la presente administración y con nuevas investigaciones.
Con todo ello, la Fiscalía General de la República espera resultados inmediatos.