Con trabajo y pasión, elevar al Real Oviedo

Objetivo de Jesús Martínez

Piensa replicar el modelo del Pachuca con el cuadro español; crear universidad, centro médico, museos…

Oviedo, España.- Con solo diez años, Jesús Martínez Patiño ya soñaba con dirigir clubes de fútbol, pero lo que quizá no imaginaba era que cincuenta años después -y tras cumplir ese sueño en México con León y Pachuca iba a dar el salto al viejo continente para soñar también al otro lado del charco al frente del Real Oviedo.

Presidente de Grupo Pachuca, llega con el objetivo de que con su gestión la ilusión de su afición por el fútbol “se acreciente cada día un poco más”, asegura en una entrevista con la Agencia EFE.

“Hay que tener buenos jugadores, un proyecto viable y una pasión por el trabajo que, como poco, sea similar a la que tiene la afición por su equipo”.

Destaca el buen recibimiento que han tenido. Se sienten como en casa. Y llegó justo a tiempo para ver la primera victoria de pretemporada…

– Lo primero que vi al entrar al estadio fue a todos los aficionados volcados con su equipo,me emocioné mucho. Soy muy apasionado, veo todo el fútbol que puedo, y estaba casi lleno. Vi muchos niños, y eso me fascina, percibí mucha ilusión.

Y eso lo motiva: “Estamos aquí para eso, para incrementar la ilusión de la gente. Administramos esa pasión que tienen los aficionados, pero ellos siguen siendo los dueños. Lo que adquirimos nosotros es una responsabilidad para con ellos, que son lo importante. Y lo hacemos ahora en un club histórico, con su afición volcada. Esa es la motivación.

Y sostiene que su modelo es diferente porque tiene impacto en lo social, en lo educativo y en la salud. “Y todo ello lo complementamos con lo deportivo y lo económico, claro, porque al final eso es lo que hace viable lo primero. Si el equipo no es exitoso va a ser muy difícil lograr que todo ese trabajo revierta en el aficionado, en las personas.

El objetivo es que Oviedo albergue una universidad, centro médico o museos, tal como tiene Pachuca en México

“Si Dios quiere, con el trabajo y pasión que vemos aquí, se puede conseguir. Es un modelo que trabajamos desde hace más de 20 años en Pachuca, que ya replicamos en León y que se está replicando ahora Chile, ¿por qué no replicarlo en España, en el Oviedo el día de mañana?”.

Deja una respuesta