Presentan argumentos para juicio político contra Trump

WASHINGTON, EU.- Los abogados del expresidente Donald Trump dijeron el martes que el Senado no tiene autoridad para juzgarlo en su calidad de ciudadano por la acusación de que incitó una insurrección en el Congreso el 6 de enero, mientras que los legisladores demócratas que actuarán como fiscales pidieron su condena.

Ambas partes presentaron escritos ante el Senado una semana antes de que comience el juicio político. Nueve legisladores de la Cámara de Representantes dijeron que Trump apuntó una turba al Congreso “como un arma cargada” y debería ser condenado e inhabilitado para ocupar cargos públicos en el futuro.

El equipo de defensa de Trump dijo que no sólo el Senado carece de autoridad para juzgarle como ciudadano de a pie, sino que la cámara también carece de jurisdicción para impedir que vuelva a ocupar un cargo.

“La conducta del presidente Trump ofende todo lo que representa la Constitución”, escribieron los responsables demócratas del juicio político en un documento de 80 páginas en el que indicaron que Trump empezó a manifestar su intención de impugnar una posible derrota electoral meses antes de que se celebraran los comicios del 3 de noviembre.

“Convocó a una turba en Washington, la exhortó a un frenesí y la apuntó como un arma cargada hacia la Avenida Pensilvania (en Washington). Mientras el Capitolio era invadido, el presidente Trump estaba supuestamente ‘encantado'”, afirmaron.

Durante su discurso del 6 de enero, Trump repitió las falsas afirmaciones de que las elecciones fueron fraudulentas y exhortó a sus partidarios a marchar hacia el Capitolio para “detener el robo”, a que “muestren fuerza” y “luchen como demonios”.

La turba interrumpió la certificación formal del Congreso de la victoria electoral de Biden.

“El Senado debe dejarle claro a él y a todos los que le siguen que un presidente que provoca la violencia armada contra el gobierno de Estados Unidos en un intento de anular los resultados de una elección se enfrentará a un juicio y a una sentencia”, añadieron los demócratas.

Para condenar a Trump, el tercer presidente de Estados Unidos en ser impugnado y el primero en enfrentar un juicio después de dejar el cargo, se requerirían dos tercios de los votos, lo que significa que 17 republicanos tendrían que unirse a los 50 senadores demócratas para votar a favor de la condena.

El total supone un obstáculo de enormes proporciones para los demócratas.

Trump se desvinculó recientemente de su equipo legal original en medio de una supuesta disputa sobre cómo responder a la acusación.

El expresidente sigue afirmando falsamente que su derrota electoral frente al demócrata Joe Biden fue el resultado de un fraude electoral generalizado y de irregularidades.(Reuters)