Rechazan consejeros electorales que hayan negociado con el gobierno capitalino recorte al IECM

POR PATRICIA RAMÍREZ

Consejeros del Instituto Electoral de la Ciudad de México (IECM) rechazaron que la propuesta de reformas para reestructurar sus áreas internas y el recorte de plazos hayan sido consensuadas con el gobierno capitalino, como aseguró la jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum.
Durante la sesión del consejo general de este martes, los consejeros aseguraron que no hubo reuniones secretas o acuerdo previos y todas las discusiones que se dieron fueron públicas.
La consejera Sonia Pérez relató que el 13 de mayo hubo una reunión de la Comisión de Asuntos Políticos Electorales donde se planteó que se haría un análisis para realizar una reestructura total, por lo que se pidió al Congreso de la Ciudad de México postergar la aprobación de la iniciativa, sin embargo, no fue atendida.
“Puedo decir desde mi carácter de consejera que en ningún momento se nos convocó a una reunión para acordar una reestructura. Tampoco tuve conocimiento de que se hubiera realizado alguna. Acudimos al Congreso, con la misma petición: respetar la autonomía del Instituto y permitir que éste realizara desde el interior, un análisis serio e integral que llevara a una reestructura”, señaló.
A su vez, la presidenta del Instituto, Patricia Avendaño, aseguró que a finales del año pasado tuvo que enfrentar una crisis por la falta de recursos para las prerrogativas de los partidos políticos, pero tuvo que atenderlo y subrayó que ella ofreció un gasto eficiente del gasto y una reestructura, aunque la Contraloría interna es autónoma y no se le pueden hacer modificaciones.
Sin embargo, insistió en que cuando acudió a pedir recursos a la jefatura de gobierno siempre ofreció gastó eficiente, revisión de la estructura y racionalidad operativa, lo cual está en la ley.
Agregó que se analizan las opciones jurídicas para que el Instituto pueda cumplir con sus responsabilidades y advirtió que hay un compromiso para garantizar los derechos laborales, pero no hay recursos para las liquidaciones.