Sheinbaum descarta filtraciones de su administración a The New York Times, dice que Fiscalía capitalina debe explicar

La jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo deslindó a su administración de haber filtrado imágenes o apenas información a un medio de comunicación internacional, The New York Times, sobre el peritaje que se lleva a cabo sobre el desplome de trabes que originó la caída de dos vagones y con ello, la muerte de 26 personas, entre ellas un menor, la noche del pasado 3 de mayo.

En ese sentido, señaló que la Fiscalía General de Justicia capitalina es la instancia que resguardó de manera permanente el área siniestrada, por lo que la responsabilizó de haber brindad acceso a los periodistas, de lo cual deberá informar, de haber sido el caso.

“Esa zona se resguardó por parte de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, como debe ser en todos los casos. Ellos tienen que informar a qué prensa se le dio acceso y hasta dónde se le dio acceso, no tengo conocimiento de cómo fue que obtuvieron estas fotografías”, dijo. Asimismo, reiteró que su gobierno no filtra información a los medios de comunicación y que el objetivo es esperar el dictamen de la empresa DNV para conocer las causas del desplome, lo que podría ser esta misma semana.

Por otro lado, Sheinbaum Pardo aseguró que no caerá en ninguna confrontación con su antecesor y hoy secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon por el colapso en la Línea 12 del Metro.

“Mi relación con él es muy buena y que quede claro, para mí este no es un tema político, de ninguna manera. Es más sería mezquino, lo dije desde el primer día, hacer de esto un tema político.

“No va haber una confrontación, lo que habrá es la verdad y no podemos esconder nada. Se cayó una trabe, las razones y las causas de esta tragedia, en donde fallecieron 26 personas y todavía hay hospitalizadas, es responsabilidad de nosotros dar a conocer qué pasó”, señaló.

La mandataria capitalina dijo que las sanciones contra quien o quienes resulten responsables no corresponderán al gobierno central, sino que será la Fiscalía General de Justicia la que determine las mismas.

“Las sanciones no nos corresponden a nosotros, nos corresponde conocer qué pasó, hacerlo público y a partir de ahí lo que signifique la reparación de la Línea 12”, dijo.

A Sheinbaum Pardo se le cuestionó este lunes, en videoconferencia de prensa, por la información publicada este fin de semana por el periódico estadunidense, donde se advierte que el desplome habría ocurrido porque las soldaduras para sostener el viaducto elevado eran demasiado débiles, y las obras fueron hechas con prisa para su inauguración antes de que terminara el sexenio de Marcelo Ebrard como jefe de gobierno; no obstante, pidió no abordar más el tema.

“No quisiera yo seguir hablando sobre este tema de la Línea 12, no por otra cosa, sino porque justamente lo que quieren –que no dijo quiénes-, es esta confrontación en la que yo por ningún motivo voy a caer”, señaló.

“Nunca ha sido política del gobierno de la ciudad dar notas, noticias, información a través de filtraciones de los medios de comunicación. Soy científica, soy técnica y el interés primordial son las víctimas”, puntualizó.