Aprovecha Miami las bajas del rival

13, enero 2023

EFE

Foto: Reuters

Los Miami Heat se impusieron este jueves a los Milwaukee Bucks (108­-102) en un partido con muchas ausencias notables en el que supo aprovechar la oportunidad un Gabe Vincent que fue titular y cerró el partido con 28 puntos.

El escolta de los Heat completó uno de sus mejores partidos con esa camiseta y alcanzó su máxima anotación personal de la temporada. Convirtió cinco triples de once intentos y repartió seis asistencias.

Bam Adebayo fue el otro gran nombre de la noche, al firmar 24 puntos y doce rebotes pese a arrastrar unas molestias en la muñeca desde el partido del domingo ante Brooklyn.

Mejoran los Heat con este triunfo al sumar siete en los últimos diez partidos. Milwaukee, por contra, se sitúa en uno de los momentos menos fiables del curso con siete derrotas en los últimos doce partidos

Mike Budenholzer afrontó el choque sin Giannis Antetokounmpo, al que se sumaban como ausentes cuatro jugadores más. Los números esta temporada sin el griego no eran malos, con cuatro victorias y dos derrotas, a las que se suma la de este jueves.

Erik Spoelstra tampoco pudo contar con siete jugadores, entre ellos Tyler Herro y Kyle Lowry como principales ausentes.

El primer cuarto fue muy pobre en anotación, con verdaderos problemas para ambos equipos a la hora de puntuar. Los Heat cerraron el primer período sin encestar ningún triple de los siete que intentaron.

Los números de los locales en tiros de dos tampoco eran mejores (6/15) y cerraron el primer cuarto con Jimmy Butler como ‘máximo’ anotador con apenas seis puntos.

Jrue Holiday fue quien asumió la responsabilidad de liderar a los suyos ante las importantes ausencias. Lo hizo sobre todo en defensa y habilitando a compañeros.

Los que más encontraron aro fueron Jevon Carter y Pat Connaughton con seis puntos cada uno. Mejoraron ofensivamente los Bucks con el paso de los minutos y esto les permitió alcanzar una máxima de nueve puntos con un triple de AJ Green agotando posesión para el 14­23 definitivo.

Los Heat tuvieron problemas para volver a entrar al partido, con muchas pérdidas de balón, hasta ocho al descanso. Esto permitió que Milwaukee agarrara confianza y se marchara en el marcador.

Una de las grandes diferencias estaba en la aportación desde el banquillo, que por momentos llegó a ser de 0­20 favorable para los visitantes.

El primer triple de Miami llegó en el segundo cuarto y lo firmó Gabe Vincent, que se convirtió en el hombre más peligroso de su equipo. Anotó once puntos en este periodo.

Ante la falta de acierto en el tiro exterior de Miami, los Bucks ajustaron en defensa y se cerraron aún más, un paso atrás para blindar la pintura, convirtiendo la posibilidad de anotar cerca del aro en una quimera para los de Spoelstra.

La máxima ventaja llegó a ser de quince puntos para los Bucks, pero el buen momento de Vincent activó a sus compañeros. Lograron un parcial favorable de 14­4 para alcanzar el descanso en tablas: 45­-45. Más tarde todo se definiría.