Cayó la economía 8.5% en 2020 por Covid-19; esparcimiento, alojamiento y preparación de alimentos los más golpeados

El Producto Interno Bruto (PIB) del país cerró en 2020 con una contracción de 8.5 por ciento con relación al 2019, informó  el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

De esta forma, la economía mexicana sufrió el año pasado su caída más pronunciada y, por lo tanto, su peor desempeño desde 1932, como consecuencia de la crisis económica generada por las medidas adoptadas ante la emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus SARS-CoV-2.

El resultado anterior se dio luego de que en el cuarto trimestre de 2020, el PIB creció 3.3 por ciento, pero a pesar de ello, tuvo un retroceso real de 4.5 por ciento con relación al mismo trimestre de 2019.

Se trata del segundo año consecutivo con una cifra negativa para México, la segunda mayor economía latinoamericana, que había entrado en una leve recesión incluso antes de la pandemia.

De igual forma, se informó que el PIB ascendió a 24.86 billones de pesos a precios corrientes en el cuarto trimestre de 2020.

Ello representó una disminución de -0.1 por ciento contra el mismo periodo de 2019, resultado de una baja de -4.3 por ciento del producto real y un incremento de 4.4 por ciento de su índice de precios implícito.

Desde una perspectiva histórica, el Producto Interno Bruto alcanzó al cierre de 2020 un nivel similar al del primer trimestre de 2016.

Asimismo, el Instituto destacó la caída anual de 10.2 por ciento  en las Actividades Secundarias, que encabeza la manufactura, sector clave en la economía que se vio severamente afectada principalmente en marzo y abril del año pasado.

El PIB de las Actividades Terciarias cayó 7.9 por ciento, mientras que el de las Primarias creció un 2.0 por ciento en 2020 en comparación con 2019.

Por otra parte, durante los últimos tres meses del año pasado, la economía mexicana creció un 3.3 por ciento frente al trimestre previo, comparado con el 3.1 por ciento de la estimación de enero, dijo el INEGI.

No obstante, sufrió una contracción de 4.5 por ciento interanual en cifras desestacionalizadas y de un 4.3 por ciento en cifras originales.

Cabe señalar que el INEGI también dio a conocer el desempeño de la actividad económica durante diciembre, medida a través del IGAE, el cual mostró un incremento de apenas 0.1 por ciento, mientras que a tasa anual cayó un 2.7 por ciento y todavía quedó -3.7 por ciento por debajo de su nivel de diciembre de 2019.

En un mensaje en su cuenta en Twitter, Julio Santaella, presidente del INEGI, recordó que el PIB de México “inició su tendencia decreciente en 2019, se contrajo fuertemente en el segundo trimestre de 2020 con la emergencia sanitaria por Covid-19 y después ha tenido dos trimestres de recuperación parcial”.

Respecto al IGAE, señaló que la economía nacional ralentizó su recuperación al cierre del 2020, pues a pesar de registrar siete avances mensuales consecutivos, cada vez fueron con menor vigor; en diciembre pasado subió apenas 0.1 por ciento respecto al mes anterior”.

El INEGI señaló que las actividades con las mayores contracciones anuales durante 2020 fueron los servicios de esparcimiento con -54 por ciento con cifras originales; servicios de alojamiento y preparación de alimentos con -43.6 por ciento; transportes con -20.4 por ciento; construcción con -17.2 por ciento y otros servicios con -14.7 por ciento.

Por lo que, de esta forma, Santaella destacó que la pandemia no sólo ha afectado el nivel de la actividad económica en México, sino también de su composición.