Depreciación del peso con reforma, advierte Banxico

El gobernador del Banco de México, Alejandro Díaz de León, refrendó que las reformas legales propuestas para obligarlo a compra de dólares excedentes en el mercado nacional, ponen en riesgo la calificación crediticia del país y además podría provocar una depreciación del peso mexicano.

Al reunirse con los integrantes de las comisiones de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados y del Senado de la República acotó que estos cambios dificultarían generar y atender acuerdos internacionales que son centrales para la liquidez en divisas, aumentando con ello el riesgo de depreciación de la moneda nacional y limitando la actuación de las autoridades para mitigar los potenciales episodios de inestabilidad en el mercado mexicano.

Durante el parlamento abierto respecto de la minuta con proyecto de decreto por el que se reforman y adicionan diversas disposiciones de la Ley del Banco de México, en materia de captación de divisas extranjeras en efectivo, dijo que es necesario buscar alternativas para atender esos flujos de dólares en efectivo.

Díaz de León dijo que esta reforma también debilitaría significativamente la disciplina con la que deben operar las instituciones financieras para acreditar ante sus corresponsales del exterior la trazabilidad de los recursos que reciben, lo que abre la puerta a serios riesgos para el sistema mexicano.

Además, se podría afectar la percepción del riesgo soberano en detrimento de la calificación crediticia del país, lo cual ocasionaría un aumento de los costos de financiamiento para toda la economía en su conjunto.

A su vez, el presidente de la Asociación de Bancos de México, Luis Niño de Rivera, aseguró que millones de migrantes y trabajadores que dependen del turismo no tienen posibilidad de cambiar sus dólares a un precio competitivo, por lo que la iniciativa de reforma a la Ley del Banco de México podría traerles ese beneficio.

Y es que, detalló, una quinta parte de los siete mil 700 millones de dólares que se recibieron en efectivo en 2020 fueron cambiados en el mercado informal, lo que ocasionó severas pérdidas a los mexicanos.

A su vez, la presidenta de la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados, Patricia Terrazas Baca, subrayó que el propósito es analizar los aspectos legislativos, impactos jurídicos y sus implicaciones internacionales.

Refirió que es necesario realizar un análisis más profundo y escuchar a todos los actores, públicos y privados, involucrados en esta temática para que los legisladores contemos con el panorama integral de las implicaciones que conllevaría su aprobación.

Explicó que el Senado de la República aprobó reformar los artículos 20 y 34 y adicionar los artículos 20 bis y 20 ter a la Ley del Banco de México en materia de captación de divisas, y envió la minuta correspondiente a la Cámara de Diputados el 10 de diciembre de 2020, y desde esta fecha la Comisión se abocó a su revisión y determinó que debe llevar un análisis más profundo, por lo que hoy se abre este espacio en las cámaras del Congreso.

El diputado presidente de la Junta de Coordinación Política, Ignacio Mier Velazco, destacó la importancia de recuperar el espíritu republicano de trabajar en un tema de interés fundamental para el Estado mexicano. Dijo que revisar el procedimiento y los mecanismos para lograr la repatriación de divisas requiere participación y decisión política.

El senador Alejandro Armenta Mier, presidente de la Comisión de Hacienda y Crédito Público del Senado de la República, dijo que es un esfuerzo esencial poner en el centro de las atenciones la obligación de todas las instituciones de servir a los mexicanos.