Julio César Domínguez: Dureza

10, enero 2023

César Martínez

Desprendiéndonos totalmente del juicio de valor que se puede hacer de Julio César “Cata” Domínguez en su rol de padre de familia, ciudadano incluso, es evidente que el futbolista incurrió en un hecho que vulnera la imagen de la empresa a la que pertenece como empleado y falla al código de ética de la liga donde ejerce profesionalmente.

Con base en ello y sumando el momento que vive el país que también cuenta como variable en la ecuación, uno esperaría una sanción ejemplar por parte de ambos entes.

Una oportunidad para mostrar el músculo de la justicia e incluso particularmente para la directiva celeste una oportunidad para legitimarse de cara a una afición que hace tiempo perdió la credibilidad en sus acciones y que no acepta, desde lo deportivo la presencia del zaguero en el equipo, inmerso en otros conflictos que ameritarían evaluar su “costo-beneficio.”

Es un punto de vista y cada cabeza es un mundo y las sanciones mismas derivadas de las leyes tienen su nivel de interpretación. Guste o no.

Pero en este caso, desde la perspectiva personal y sin tratar de convencer a nadie, la tolerancia cero, aplica.

JORNADA DE LIGA EN “LO OSCURITO”

El deporte profesional en los Estados Unidos, por su cercanía y en consecuencia penetración en México, es tomado como ejemplo para muchas actividades y decisiones que tienen que ver con el nuestro.

Muchas de sus ideas y tradiciones han sido absorbidas ya adaptadas en nuestro país con distintos niveles de éxito.

Cuando no es así, se extraña.

Sucede que las jornadas inaugurales de cada uno de sus torneos representa para el consumidor estadounidense un evento de gran impacto mediático.

Los partidos de la primera fecha de la MLB están rodeados de una serie de festejos que en algunas ciudades provoca que se conviertan en días feriados.

En la NFL el partido que abre la campaña se juega en jueves con la presencia del campeón defensor frente a un rival de prestigio, que en consecuencia se traduce en un altísimo rating de televisión.

Acá en México, iniciamos el torneo de liga en secreto, entre las sombras, en el silencio, en el de las plataformas digitales que generan hasta hoy poca repercusión y muchas críticas.

Pasamos la jornada 1 de noche. Entendiendo si, desde el punto de vista empresarial lo que significa la aparición del balompié en señales muy restringidas, pero no se si valdría la pena un estadio de la Liga y la Federación para cuantificar el daño global que genera en el negocio, el desdén voluntario o involuntarios del aficionado, quien busca y encuentra alternativas visuales que sustituyan “la ausencia de sus equipos” en la televisión.

Pero como la idea del directivo es de que aquí la pasión es eterna y el consumidor de LIGA MX es eterno, pues, no ha pasado nada y arrancamos, aunque nadie se haya enterado.

Twitter: @Cesarmartinezmx
Insta: CesarmartinezOfi