AIFA reportó apenas 180 vuelos en su primer mes de actividad

POR URBANO BARRERA

 

El Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA) en su primer mes de operación en comparación al de la Ciudad de México (AICM) operó apenas un 10 por ciento.

En abril del 2020 y con la pandemia de Covid19, la terminal aérea de la Ciudad de México reportó mil 865 vuelos y en 2022 el Felipe Ángeles, sin pandemia, apenas 180 vuelos.

De la capital del país se movilizó en ese mismo mes (abril de 2020) a 111 mil 664 personas y en abril de 2022 el AIFA no más del 10 por ciento, con relación al mismo mes de 2020.

La presidencia de la República, reconoció que se realizaron del 21 de marzo al 21 de abril, al menos 180 vuelos con un promedio diario de seis.

Ante estas cifras, el presidente Andrés Manuel López Obrador urgió a las aerolíneas que ya entraron en operación abrir nuevos destinos.

Se avecina conflicto

Y es que, se avecina un severo conflicto, debido a que la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC) emitió el pasado 3 de marzo, una declaratoria de saturación de pasajeros de los edificios terminales del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y que sólo permitirá antes de que concluya 2022 un total de 61 operaciones por hora, es decir, mil 464 al día.

“Desde el 2014, cuando la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) emitió la última declaratoria de saturación de la terminal aérea, el AICM no debe permitir que se ejecuten más de 61 operaciones por hora con un máximo de 40 llegadas con una separación de cuatro millas náuticas sucesivas –tomando en cuenta el tiempo de ocupación de la pista–, sin embargo, ello no siempre se cumple”, asegura Carlos Morán Moguel, subsecretario federal de Transporte.

Antes de la pandemia de Covid-19, cuando el AICM llegó a un récord de 50 millones de pasajeros transportados y casi 460 mil operaciones en el 2019, eventualmente resultaba necesario rebasar el límite de operaciones permitido para poder despachar el creciente tráfico, hasta con 70 en una hora, agregó.

La Asociación Internacional de transporte Aéreo (IATA), sostiene que aún con la ampliación de las salas de última espera 01 a 08 de la terminal 1, se precisó que se dispone de una superficie de 0.57 metros cuadrados por pasajero en la hora de máxima demanda, lo que es un valor muy por debajo del estándar mínimo internacional de 1.8 metros cuadrados.

Entre los argumentos ofrecidos está: en los últimos diez años hubo cambios en la composición de la flota aérea de las aerolíneas, al incorporar aeronaves de fuselaje mediano a ancho, lo que incrementó significativamente el número de pasajeros en las terminales y repercutió en la eficiencia y calidad en el servicio, toda vez que, entre el 2014 y el 2019 se registró un crecimiento de 47 por ciento en el número de pasajeros atendidos, al pasar de 34 a 50.3 millones. En el 2021 sumaron 36.1 millones de pasajeros.

“En consecuencia, el AICM se encuentra saturado en el campo aéreo y rebasado en la capacidad de los edificios terminales de pasajeros, de acuerdo con el Programa Sectorial de Comunicaciones y Transportes 2020-2024, publicado en el DOF el 2 de julio de 2020.

Grandes problemas del AIFA 

Pero para evitar el caos y saturación en el AICM, el Felipe Ángeles enfrenta graves problemas comparativos.

En el de la Ciudad de México operan seis aerolíneas con vuelos nacionales: Aeromar, Aeroméxico, Aeroméxico Connect, Magnicharters, Viva Aerobus y Volaris. El Felipe Ángeles apenas tiene tres: Volaris, Viva Aerobus y Aeroméxico.

En vuelos internacionales la diferencia es mucho mayor, el Felipe Ángeles tiene cuatro: Volaris, Viva Aerobus, Aeroméxico y Conviasa.

Su oferta es: Aeroméxico Connect: Mérida (MID) y Villahermosa (VSA) en aeronaves Embraer 190, con un vuelo diario cada enlace.

Viva Aerobus: Guadalajara (GDL) y Monterrey (MTY) en aeronaves Airbus A320, con un vuelo diario cada enlace.

Volaris: Cancún (CUN) y Tijuana (TIJ) en aeronaves Airbus A321 y A320 respectivamente, con un vuelo diario cada enlace.

Conviasa: Caracas (CCS), Venezuela, en aeronaves Airbus A340-300, con dos vuelos semanales operando los martes de ida y partiendo de AIFA los miércoles.

En cambio, el AICM, cuenta con 23 líneas aéreas con vuelos internacionales: Aeromar, Aeroméxico, Aeroméxico Connect, Magnicharters, Viva Aerobus, Volaris, Air Canada, Air France, American Airlines, Avianca, British Airways, Copa Airlines, Wingo y Cubana.

Además, Delta, Iberia, KLM, Latam Airlines, Lufthansa, United, Ana y Emirates.

Otras desventajas entre el AICM y el AIFA es la conectividad, el capitalino cuenta con siete empresas de taxis: Porto Taxi, Yellow Cab, Prho Taxi, Casadey, Conford Unlimited, Nueva Imagen y Sitio 300. El Felipe Ángeles apenas instala cubículos de despacho.

En el de la CDMX hay seis líneas de autobuses: ADO con destino a Córdoba- Orizaba, Pullman de Morelos a Cuernavaca, Estrella Roja a Puebla, Primera Plus a Querétaro-San Juan del Río, Futura a Pachuca, Hidalgo y Caminante a Toluca. El Felipe Ángeles no cierra aún ninguna negociación con estas empresas.

Además, para llegar al AICM se puede arribar en Metro, Metrobús, Taxis y vehículos particulares sin pagar peaje. No así en el Felipe Ángeles donde el recorrido de llegada es de 50 kilómetros y el retorno igual, con cobros de casetas por 58, 58 y 24 pesos (140 pesos en total).

El Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, ofrece a los usuarios el servicio de 3 estacionamientos operados por diferentes empresas.

Todos se encuentran vigilados por un sistema de seguridad de circuito cerrado de TV, cuentan con sanitarios, elevadores, área de facturación y cajas de prepago.

También ofrecen transporte gratuito en mini-vehículos hasta su automóvil a personas con discapacidad, adultos mayores y mujeres embarazadas; así como espacios preferentes de estacionamiento a personas con estas características.

Falta mucho 

En el Felipe Ángeles aún falta automatizar estacionamientos, cámaras, plumas, terminales de cobro y no hay luz en varias zonas.

Así, los trabajos en la megaobra deberán acelerarse para cumplir con los estándares internacionales, en forma integral, tanto en las estaciones de pasajeros, carga y aduanas.

El general Gustavo Vallejo, responsable de la construcción del AIFA, anunció que se trabaja en un plan tarifario y de incentivos económicos que ofrecerá a las aerolíneas para que opten por el aeropuerto.

Una vez que se trabaje al cien por ciento, en la primera etapa, el AIFA dispondrá de una oferta de hasta 13 mil 888 asientos por semana, es decir que atenderá mil 984 pasajeros por día o 569 mil 408 viajeros hasta el 31 de diciembre de 2022.

En cuanto a oferta de asientos mensuales, Volaris será la empresa líder con el 41,1 por ciento, seguido por Viva Aerobus con el 36,3,  Aeroméxico con el 19,3 y Convisa con el 3,3 por ciento.

El Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles tendrá capacidad para casi 120 mil operaciones aéreas y 20 millones de pasajeros por año.

Su terminal posee 384 mil  metros cuadrados cubiertos con 27 mangas.

El sector de check-in tiene cien mostradores convencionales y 50 de autoservicio, así como 20 puestos de drop off automático de equipajes.

En el lado aire, el AIFA tiene dos pistas de 4.500 metros de longitud, separadas por 1.600 metros, permitiendo así operaciones de aterrizajes y despegues simultáneas.

La plataforma posee 28 posiciones de estacionamiento de contacto, 12 remotas y 5 de plataforma abierta.

La plataforma de cargas posee 11 posiciones, y la de aeronaves ejecutivas, 26 posiciones. Además, hay un sector con capacidad de estacionamiento para 28 helicópteros. Solo que la operación óptima tardará meses.