Aprende en Casa será permanente, hasta que la pandemia sea extinguida: SEP

La Secretaría de Educación Pública (SEP) advirtió que el programa Aprende en Casa no debe generar una carga excesiva de trabajo, pues se trata de una herramienta pensada para facilitar la comunicación y focalizar los aprendizajes esperados, de las y los alumnos del sistema educativo nacional.

El Secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, explicó que este programa continuará permanentemente hasta que la pandemia se haya declarado totalmente vencida por la sociedad mexicana, por lo que se mantendrá ese método de aprendizaje.

Durante su participación en la tercera conversación magisterial con Directoras, Directores, Supervisoras y Supervisores del Estado de México, aseguró que los contenidos educativos son lo más importante, por lo que se tendrá que mejorar en el tema, para que a partir de enero inicie Aprende en Casa III.

Ante más de 4 mil docentes mexiquenses, reiteró que el regreso a clases presenciales se realizará con el semáforo epidemiológico en verde, bajo un modelo mixto de enseñanza, semipresencial y con el uso de herramientas digitales, y de forma escalonada, para que la mitad de los alumnos de cada grupo asista dos días a la semana.

Los días viernes, precisó, las maestras y maestros definirán si llaman a los estudiantes que presenten algún rezago; realizan la descarga administrativa, o brindan asesoría a distancia.

Reconoció que los meses de aislamiento también han implicado desgaste debido a los problemas de comunicación que han surgido, no sólo entre alumnado y docentes, sino también entre éstos y las madres, padres y tutores, así como algunas afectaciones emocionales, por lo que insistió en que el regreso a clases presenciales debe ser totalmente seguro; sólo con el semáforo en verde y con la autorización de las autoridades educativas locales.

Resaltó que la SEP desarrolló múltiples estrategias educativas, con el fin de no detener los aprendizajes y dotar de un espacio a las comunidades de enseñanza para trabajar de la mejor manera posible.

Destacó, además, la capacidad de adaptación del magisterio para sostener la comunicación con sus alumnos, por todos los medios posibles y garantizar la continuidad de los aprendizajes.

Finalmente, llamó a las comunidades escolares a no hacer de las fiestas decembrinas la causa para retroceder en el semáforo epidemiológico y a ser agentes de la transformación para orientar a la sociedad sobre su cuidado.