Economía apoyará economías regionales y los proyectos prioritarios de Dos Bocas y el Tren Maya.

La recién nombrada secretaria de Economía, Tatiana Clouthier Carrillo, presentó el plan de reactivación económica del gobierno de México, con el cual se pretende la recuperación económica de la actual crisis provocada por la pandemia de Covid-19.

En lo que fue su presentación y primera videoconferencia de prensa, indicó que el plan incluye cuatro ejes estratégicos calificados por la funcionaria, como “fundamentales”, que tienen relación con el Plan Nacional de Desarrollo, y en donde la Secretaría tiene como mandato el cumplir con la innovación, diversificación e inclusión como gran sombrilla”.

Los cuatro ejes del plan de reactivación son el mercado interno, empleo y empresa, que busca tener una política industrial y tecnológica, así como trabajar en los sectores innovadores y sobre todo la industria 4.0 junto a los sectores tradicionales ampliamente exportadores, donde se buscará el incremento al valor agregado local.

De igual forma, busca apoyarse “mano a mano” con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) para lograr estímulos fiscales; así como lograr el desarrollo de cadenas productivas y plataformas de proveedores nacionales; vincular a las grandes empresas con las medianas y pequeñas teniendo programas de garantía.

Pretende el impulso a la competitividad de la digitalización mediante transferencia de tecnología; apoyo a las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes) con capacitación y actualización digital, especialmente de las mujeres; un nuevo programa de apoyo a Mipymes con el Programa de Apoyo Adicional para la Recuperación Económica de Pequeñas Empresas.

Dicho programa comenzará en febrero y los apoyos podrán ser solicitados en la página web de la Secretaría de Economía en la sección de ‘crecer financiamiento’.

También se prevé la ampliación de los créditos de apoyo a microempresas o emprendimientos, conocidos hasta ahora como créditos a la palabra; con el presupuesto actual, se dispersarán 60 mil de estos créditos, en tanto que otros apoyos vendrán del Programa Emergente de Reactivación para las Tortillerías, para impulsar a estos negocios que tienen desde 1 hasta 25 o 50 trabajadores; y habrá un programa de modernización y transformación de las tortillerías.

Dentro del plan de reactivación está además el programa de apoyo a la industria restaurantera, con el que se dará asistencia a restaurantes formales.

El segundo pilar refiere al fomento y facilitación de la inversión, que abarca agilizar trámites para que al menos, como marca la Organización Mundial del Comercio, pueda lograrse una mejora de costos hasta en 14 por ciento; la tracción de la inversión extranjera en diferentes partes del país, con el apoyo de las embajadas y los consulados nacionales en coordinación con el sector privado y fondos de inversión locales.

También, prevé fomentar la inversión y la infraestructura, además de la consolidación de América del Norte con el T-MEC; mejorar mejora de las exportaciones, uso de plataformas ya existentes como Data México, Exporta México y Mercado Solidario.

Trabajar con otras secretarías como la Sedatu, para hacer que los municipios puedan iniciar trámites en lo local; colaborar con las cúpulas y cámaras empresariales y con fondos de inversión.

La funcionaria comentó que, en términos del T-MEC, la regionalización e instalación de plantas productivas en el país y con ello buscar la localización de otras empresas que se encuentran en distintos lados del mundo.

El tercer pilar se refiere al comercio internacional en donde su interés radica en retomar la promoción del comercio exterior y la defensa de los intereses comerciales de México; buscar la negociación de acuerdos comerciales, y la implementación y administración de los mismos.

De igual forma, incrementar las exportaciones a mercados nuevos y mercados existentes, ruedas de negocio, reducción de tiempos de respuesta para facilitar las importaciones; defender los intereses comerciales de México para asegurar el cumplimiento de las disposiciones de los acuerdos.

Así como buscar los accesos a otros mercados, revisar y potencializar los acuerdos y tratados que se tienen hasta este día y, la creación del Comité Nacional de Facilitación del Comercio que permitirá la optimización de tiempos.

Y el último punto es la regionalización de los sectores con apoyo a las siete regiones del país; se continuará con los estímulos fiscales para la frontera sur y tomar estas ventajas para la inversión.

Se impulsarán proyectos prioritarios de infraestructura y posibles negocios aledaños a los mismos con las diferentes cámaras empresariales; así como los proyectos prioritarios del Gobierno como Dos Bocas o el Tren Maya.

Se detonará el empleo en los sectores donde se realicen proyectos; la comercialización de productos del sur-sureste en el norte y centro del país; apoyar a las Mipymes para que puedan transitar hacia el uso de nuevas tecnologías y, la reconversión de las habilidades tecnológicas en sectores más marginados, como el de las mujeres.

Entre los objetivos del plan, basado en un mayor diálogo y en buscar la forma de apoyar a cada región del país, Clouthier Carrillo destacó los créditos a la palabra por un monto de mil 600 millones de pesos.

Dichos financiamientos de 25 mil pesos serán distribuidos en tres segmentos: 20 mil a empresas encabezadas por mujeres, 20 mil entre quienes quedaron pendientes en el programa del año pasado, y 20 mil entre aquellos que han cumplido con pagos.

Si bien no detalló las condiciones, explicó que también habrá apoyos para el sector restaurantero con créditos de hasta 250 mil pesos y para tortillerías.

Se mostró optimista por la llegada de Joe Biden a la presidencia de Estados Unidos, pues se abren oportunidades de colaboración.

Sobre el T-MEC mencionó que prefiere el diálogo a estar pensando en posibles demandas, al tiempo que descartó la desaparición de órganos autónomos como el Instituto Federal de Telecomunicaciones o la Comisión Federal de Competencia.