El presupuesto, lo que está detrás del balconeo del nepotismo del PAN

Detrás del balconeo y la denuncia de Morena en contra del PAN por la red familiar en las alcaldías de la Ciudad de México está la disputa por el presupuesto.

El gobierno de Claudia Sheinbaum presiona a los alcaldes del Partido Acción Nacional (PAN) y a la alianza con la exhibición de sus lazos de amistades, familiares y de complicidad en siete delegaciones –sí, ahora alcaldías- ganadas el 6 de junio con la alianza Va por la CDMX (PAN-PRI-PRD), así como las dos que ya tenían.

Es como un estate quieto, ya que los panistas, cabeza de grupo de esa unión antinatura han integrado una especie de cofradía para enfrentar a Sheinbaum y a su endeble mayoría en la Cámara local, que pretende someterles.

Son 25 familias panistas las que se benefician y a las que la abundancia ha llegado.

Familiares, amigos y cuates significan 45.5 millones de pesos mensuales para el erario.

Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo, Azcapotzalco, Alvaro Obregón, Coyoacán, Magdalena Contreras y Tlalpan son las que dividió al mapa de la CDMX en –parafraseando a Andrés Manuel- fifís y pueblo bueno.

Lía Limón, Sandra Cuevas, Mauricio Tabe, Santiago Taboada, Luis Gerardo Quijano, Alfa González, Margarita Saldaña, Giovani Gutiérrez y el priista Adrián Rubalcava forman el grupo.

La victoria del 6 de junio abrió un nuevo frente en el otrora bastión de la izquierda y de Morena desde 1997, cuando Cuauhtémoc Cárdenas ganó el gobierno del entonces Distrito Federal.

Ayer, diputados de Morena presentaron una denuncia ante la Contraloría del gobierno de Ciudad de México por conflicto de interés, contratación indebida, enriquecimiento oculto y tráfico de influencias por la red de nepotismo de los albiazules.

Someterlos y que acepten los recortes que se han ordenado desde el Zócalo es el objetivo.

No será fácil para Sheinbaum y sus incondicionales, porque el grupo es rudo.

 

Malas compañías contaminan Tamaulipas para Morena

La selección de candidato de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) a gobernador en Tamaulipas se ha contaminado.

El estigma de las malas compañías ha sembrado dudas y al interior del partido guinda y ocre la grilla crece.

Por una parte Maki Ortiz, precandidata morenista, aseguró en carta pública que fue el diputado Erasmo González quien le presentó, sin que hubiera interés de por medio, a César Carmona, presunto huachicolero ejecutado hace unos días en Monterrey, Nuevo León.

Por otra parte, el senador Américo Villarreal no ha aclarado que hacía en junio pasado en las cercanías del Templo Mayor con César Carmona Angulo, a quien también se acusaba de financiar campañas políticas.

El delegado estatal del Bienestar, Rodolfo González Valderrama, así como quien no quiere, gana simpatías entre los tamaulipescos, solo con llevar de aquí para allá los catorce programas del programa federal.

 

Vámonos: Yo tengo otros datos: la riqueza en México se concentra en apenas el 10 por ciento de la población. Acaparan el 78.7 por ciento del billete.

 

albermontmex@yahoo.es          @albermontmex