‘Tantos asesinatos en México’, critica el Papa; matanza, por juego de beisbol

“¡Hemos logrado recuperar los cuerpos!”

Así anunció la gobernadora de Chihuahua el rescate de los cadáveres de los dos sacerdotes jesuitas y del guía de turistas, asesinados el lunes en la iglesia de Cerocahui, en Urique, Chihuahua.

-Gracias a un esfuerzo extraordinario de la fiscalía que comanda Roberto Fierro, dijo María Eugenia Campos en un video publicado en twitter.

¿Y por qué no controlan así, rápido, a los narcos, a los criminales que controlan territorios, municipios, estados?

La panista lo anuncia como si no fuera su trabajo, su obligación.

Por la mañana, en Palacio Nacional, nuevamente Andrés López Obrador, sin asumir su responsabilidad.

¿Y qué cree? Sí, volvió a culpar a Felipe Calderón Hinojosa, su villano favorito. Y conste que esto no es una defensa del que se robó la Presidencia en

2006 con aquel 0.56 por ciento ni, mucho menos, una justificación de su lúgubre gobierno que declaró una estúpida guerra al crimen y al narcotráfico sólo por legitimarse en la silla.

Eso no está a discusión.

El tema aquí es que Andrés Manuel siempre criticó esos 120 mil muertos y hoy su gobierno los ha superado, en apenas 3 años y medio.

Y que, además, no lo soluciona y sólo culpa al pasado. Ese es el asunto. Hasta Felipe Calderón se atreve a culparnos, en el colmo del cinismo

y la hipocresía, porque así son los conservadores. El crimen en la Sierra de Chihuahua que duele tanto- no surgió

ahora. Esto viene de tiempo atrás cuando existía un contubernio completo entre las autoridades y la delincuencia.

¿O el señor acaba de empezar su carrera delictiva?, dijo en referencia a José Noriel, El Chueco, líder de Los Salazar, brazo armado del Cártel de Sinaloa, de Joaquín El Chapo Guzmán.

Hasta se atrevió a decir que esto lo saben bien los jesuitas y lo saben bien los que viven en Urique, Chínipas, en Creel, en Batopilas.

Y sí, pero para eso fue contratado por los mexicanos: para terminar con todo eso y no para pasar casi cuatro años repartiendo culpas.

El Papa Francisco se dijo consternado por la “muerte inútil de los dos curas y un laico”, y lanzó un ‘tantos asesinatos en México’, que provocó burlas de integrantes del gobierno lopezobradorista, como si fuese mentira.

– Expreso mi dolor y consternación por el asesinato en México, ante- ayer, de dos religiosos, mis hermanos jesuitas, y un laico. Tantos asesinatos en México, dijo en la audiencia general de los miércoles.

La ejecución de los dos curas le dio la vuelta al mundo, donde se conoce el nivel de violencia y crimen que el gobierno mexicano niega. El fiscal de Chihuahua dio a conocer que el triple homicidio se derivó

de un pleito en un partido de beisbol días antes, cuando el equipo que patrocinaba El Chueco perdió y éste fue a buscar a los hermanos Paul y Armando B, integrantes del otro.

Abrió fuego y prendió fuego a la casa.

Se supone que ambos son los desaparecidos que, en principio, se dijo eran cuatro. La mujer y un menor de edad, señalados el martes como levantados, fueron encontrados a salvo.

Después se dieron los hechos en un hotel, donde El Chueco abordó a Pedro Palma, el guía, perseguido entonces hasta el templo donde ocurrió el triple homicidio.

Vámonos: ¿Cómo le hizo Sheinbaum para superar el Covid en cinco días?

Por cierto, Batres también está contagiado.

amontoya@ova.com.mx @albermontmex

Deja una respuesta